Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Copresidente del Grupo Barceló
Entrevista

Simón Pedro Barceló: "Estamos en guerra en Europa, se retrasa la recuperación y con ella la de nuestra tierra"

«Si la Federación Hotelera cometió algún error fue solo confiar en que el conseller representaba a la mayoría del Parlament», quien «asumió compromisos sobre los que no podía decidir»

Simón Pedro Barceló: "Estamos en guerra en Europa, se retrasa la recuperación y con ella la de nuestra tierra"

Simón Pedro Barceló: "Estamos en guerra en Europa, se retrasa la recuperación y con ella la de nuestra tierra" G. Bosch

Para ver este vídeo suscríbete a Diario de Mallorca o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Simón Pedro Barceló: "Estamos en guerra en Europa, se retrasa la recuperación y con ella la de nuestra tierra" Myriam B. Moneo

Simón Pedro Barceló, copresidente de Grupo Barceló, saca la cara por el papel jugado por la Federación Empresarial Hotelera de Mallorca (FEHM)) en la negociación de la Ley para la Sostenibilidad y la Circularidad del Turismo de Baleares, refutada porque incluye una moratoria de plazas turísticas y "casi lo peor, fuerza a la reducción de capacidad" de los hoteles "si se plantean mejoras". En los movimientos de las patronales frente a la ley Negueruela el líder de la segunda hotelera española, afiliado al PP «desde 1986», ha dejado su impronta. «Siempre» que puede, acota, asiste a las reuniones de la Agrupación de Cadenas de Baleares (ACH), de la que fue presidente. La división hotelera de la familia Barceló es la de mayor presencia en Marruecos; en cuanto al cambio de posición de España respecto al Sáhara Occidental, el mallorquín (Palma, 1966) considera que "en política debe primar el realismo".

Un mes ya de conflicto en Ucrania. ¿Qué escenarios prevé si se alarga? 

Europa está en guerra, una noticia tremenda, con personas que mueren todos los días. Lo primero es nuestra solidaridad con el pueblo de Ucrania. Desgraciadamente, tenemos que imaginar que puede ocurrir. No sabemos cuánto va a durar, tampoco cuál va a ser el final, ni las consecuencias posteriores. Ante esa gran incertidumbre me parece imposible hacer predicciones económicas. Lo peor ya está ocurriendo.

¿Cómo está afectando a Barceló la invasión rusa?

Cuando estalló teníamos, y seguimos teniendo, clientes de las dos nacionalidades en algunos hoteles. Sobre todo en República Dominicana había un número importante de rusos y ucranianos, también en Egipto y Emiratos. Hemos sufrido de cerca la sensación de angustia que han vivido y les hemos ayudado a rehacer sus planes de vuelta.

¿Y su impacto en las reservas? ¿España y Baleares lograrán mantener sus previsiones para la temporada?

Los escenarios previos a la guerra han quedado desfasados, y a peor. Aunque España, Baleares, Mallorca puedan ser un destino de refugio para ciudadanos europeos que no se planteen otras regiones en el Mediterráneo y prefieran la nuestra por proximidad, el impacto de la guerra va a hacer que un menor número viaje por la preocupación. También por la incertidumbre económica que se abre y su impacto en su deseo de gasto.

Simón Pedro Barceló, copresidente del Grupo Barceló Guillem Bosch

¿La Semana Santa se salva? ¿Los hoteles están vacíos? 

Depende por regiones. Baleares sigue todavía con porcentajes de actividad muy bajos, de un invierno pandémico, con una temporada que podíamos tener la esperanza de que se abriera en Semana Santa para enlazarla con mayo. No será de récord, pero habrá menos actividad de la que nos podíamos imaginar hace un mes. Otra vez ligada al turismo español y al europeo de proximidad: mercado francés, alemán, británico, ya en una fase de recuperación. 

Encarecimiento de la energía y precios en general. Todos los sectores se revuelven. 

Insisto, estamos en guerra en Europa, tremendas noticias en el ámbito humanitario y malas en el económico. El efecto sobre los costes de materia prima relacionadas con el transporte hacen mucho daño a la actividad turística. Las grandes crisis del sector vividas en los setenta estaban relacionadas con la del petróleo. Va a implicar menor número de viajes y más cortos. Aún así sigo pensando que va a a ver un año mejor que 2021. Por la sexta ola y la guerra empeoran las expectativas del 2022, con un retraso en la recuperación económica y con ella la turística para nuestra tierra. 

Son la hotelera española con mayor presencia en Marruecos, por ese arraigo con el país alauí, ¿qué opina del giro de Sánchez con el Sáhara Occidental?

Que España y Marruecos tengan la mejor relación posible es positivo para España e indirectamente para nosotros. En política debe primar el realismo. Estuve hace pocos meses en Dajla, una península en el Atlántico, al sur de Canarias [en desarrollo turístico]. Aterrizas en un aeropuerto construido por Marruecos, el control de pasaportes lo hacen sus autoridades y la ley del territorio es la marroquí. España está dando un paso en su reconocimiento. En cuanto a las formas, se podría haber hecho mejor. 

¿España traiciona a la causa del pueblo saharaui?

Creo que no.

¿Está satisfecho de cómo se ha resuelto la crisis del PP, con Feijóo al frente? 

La semana que viene se celebra el congreso nacional en Sevilla. El presidente actual ha sido convencido para no presentarse a la reelección y la sensación que traslada el PP es que los presidentes regionales y provinciales se han unido en torno a Feijóo para plantear una alternativa a Pedro Sánchez con mayor probabilidad de éxito. Yo ya estoy muy retirado. 

"Que España y Marruecos tengan la mejor relación posible es positivo; en política debe primar el realismo"

decoration

¿Se siente mejor con Feijóo que con Casado?

Tengo buena opinión de Pablo Casado y le tengo cariño y simpatía personal. Hemos compartido ratos por nuestra asistencia a eventos y por tener amigos comunes. Es una persona de grandes valores y ha acabado su etapa y empieza otra.

Simón Pedro Barceló: "El conseller Iago Negueruela negoció la Ley de Turismo con las cartas marcadas" Guillem Bosch

Responde a la gallega.

Se habrá puesto de moda [ríe] ¿cuál era la pregunta? Conozco menos a Feijóo. 

¿Le gusta más su estilo?

Cuando se tiene el gobierno en todas las instituciones es más fácil el alineamiento de todos los intereses y cuando no se tiene el gobierno de la nación, el peso de los presidentes regionales es mayor. Ya ocurrió con José María Aznar y ganó, y también Mariano Rajoy, con experiencia en comunidades. No es que no quiera contestar. Hi ha moltes maneres de matar mosques. Creo que Feijóo —salvando las distancias, como Marga Prohens— llega a la presidencia en un momento en que las bases y el partido necesitaban un nuevo liderazgo. 

¿Se sentiría cómodo si Prohens gobernara bajo un pacto PP-Vox si gana las elecciones?

Ante los procesos electorales lo que quiero es que los partidos hagan sus propuestas. Los ciudadanos son más que sabios para decidir. El resultado en Castilla y León lleva a un pacto de realismo entre PP y Vox. Veremos cuál es el resultado en Balears. Me siento cómodo con todos los gobiernos. 

¿Y con la ultraderecha gobernando?

Me cuesta dar una respuesta clara. Mientras se mantengan los criterios fundamentales democráticos tiene que participar en los gobiernos lo que los ciudadanos decidamos. Nos gustará más o menos. PSOE y PP no se ponen de acuerdo en que gobierne la lista más votada. Tenemos el sistema electoral que tenemos, sin segundas vueltas, se impone la realidad.

¿Qué le ha parecido peor de la Ley de Turismo: que el Govern Armengol la aprobara vía decreto ley, la moratoria o la postura zigzagueante de las patronales hoteleras?

En primer lugar, yo soy miembro de las patronales, participo en la Agrupación de Cadenas, he sido presidente y he estado en la junta de la Federación muchos años. Me siento absolutamente solidario con la posición de la FEHM. Ambas han tenido una posición difícil de comunicar, pero consecuente. ¿Cómo la interpreto yo? Es una apuesta clara por la competitividad de Balears y la circularidad de cara al futuro y, al mismo tiempo, una defensa de determinados criterios que con las últimas incorporaciones al decreto, y todavía pendiente de tramitación parlamentaria —tenemos mucho tiempo para hablar de la ley—, está por ver cómo acaba. La moratoria ha sido una muy mala noticia, por el fondo de la cuestión y la forma de esconderlo y no tratarlo con la FEHM. También por eliminar elementos fundamentales. 

¿A cuáles se refiere?

Si se ha sido capaz de incrementar en los últimos años la categoría promedio de los hoteles y seguir en la apuesta por la calidad, un elemento clave ha sido contar con la posibilidad de compra de plazas: han desaparecido obsoletas y de menor categoría sustituidas por otras de mejor calidad. La ley en cuanto a la circularidad es un paso adelante que debería ser para el conjunto de la actividad económica privada y pública. En cuanto a la normativa respecto al agua, ¿cómo se atreven a exigir a las empresas privadas que ahorren con amenazas de multas si en la canalización pública se pierde el 60 %? Hay medidas contrarias a lo que se pretende. La apuesta por la calidad se ataca radicalmente con la moratoria y casi lo peor es la idea de forzar la reducción de la capacidad de un hotel en un 5 % si se plantean mejoras. Va en contra de la realidad y del futuro. Según los análisis de la Fundació Impulsa de rentabilidad hotelera, hay una parte significativa de empresas que tienen márgenes sobre sus ingresos inferiores al 10 %; no se puede perder el 5 % de capacidad, significa poner un impuesto del 50 % a sus beneficios. Hace inviable que la que tiene que modernizarse pueda acometerlo. Si la Federación ha cometido algún error ha sido solamente confiar en que el conseller Iago Negueruela representaba a la mayoría del Parlament. No era así, estaba negociando con las cartas marcadas. Asumía compromisos sobre los que no tenía capacidad de decisión.  

Esa misma crítica se vertió desde el Govern respecto a las negociadoras de la FEHM.

Como asociado tengo confianza en nuestra presidenta, María Frontera. Me creo su versión.

El Govern sostiene que estaban ustedes al tanto de que las reformas se ligaban al decrecimiento de plazas. ¿Lo sabían o no?

Seguro que no. Decrecer empobrece. El sector jamás hubiera aceptado un planteamiento de esas características, se ha demostrado con la negativa de la FEHM y la CAEB. 

¿Contemplan que la ley se endurezca en su contra en su tramitación por las negociaciones entre los socios del Pacto?

Lo que esperaría es que el Govern a través de la presidenta saliera al rescate del conseller Negueruela y cumpliera lo pactado con los empresarios: no moratoria y no decrecimiento. El acuerdo era otro. 

En un acto reciente de Impulsa cuando lo clausuraba Negueruela usted se marchó. No hay feeling, ¿desconfía de él?

No, tengo respeto por cualquier miembro del Govern, mucho más por el conseller de Turismo. Nos hemos reunido en repetidas ocasiones, no tenemos la misma visión. En una reunión de valoración de la temporada de 2021, la presidenta la califica de atípica y él de positiva y yo intervengo apuntándome a la versión de la presidenta. Él intenta cumplir con sus obligaciones y yo con las mías.

"Lo que esperaría es que el Govern a través de la presidenta saliera al rescate del conseller Negueruela y cumpliera lo pactado"

decoration

Simón Pedro Barceló Guillem Bosch

Dice confiar plenamente en la Federación...

He dicho que confío, no plenamente [ríe].

Su postura frente a la ley pasó del rechazo en la rueda de prensa en la sede de la FEHM al consenso en otra posterior en la Conselleria. 

Lo que dicen María y Gabriel [Llobera, presidente de ACH] es lo que está en los comunicados, lo pactado en circularidad.

Lo digo por el plante al Govern en la rueda de prensa en la que espetaron su ‘basta ya’.

Es lógica esa reacción. La Federación fue a Fitur en una muestra de buena fe a un evento de presentación de la ley en el que solo se podía hablar de generalidades, no había un documento. Después se formaliza un acuerdo sobre circularidad y se apoya. Cuando se plantean cosas distintas en contra de los hoteleros reaccionan y hay una rueda de prensa histórica con todas las asociaciones con el no a la moratoria y al decrecimiento. Luego en la rueda de prensa conjunta con el conseller se vuelve a manifestar la misma posición. Es mi interpretación. 

¿Hubo un pulso entre la Federación y las Cadenas, sobreponiéndose el criterio de estas?

Creo sinceramente que no. La líder del sector es María, acaba de ser reelegida y la ACH está integrada en la FEHM y forma parte de su junta directiva.

¿La gestión de Frontera queda lastrada por la ley?

Tiene un mandato por cumplir, confío y espero que lo cumpla. 

¿Usted movió hilos?

No he asistido a todas las reuniones, pero sí a la previa a la presentación en Fitur y me manifesté, como lo hicieron unánimemente los hoteleros, a favor de estar allí (yo no fui porque estaba en Dubái). Cuando se dio la radical posición del Govern, en una reunión de la ACH me alineé con los empresarios en contra de la moratoria. Dije que Barceló no tiene ningún proyecto en Balears y que entendería la posición de otros que pudieran tener intereses en juego. En las islas Grupotel, Hipotels o Protur son más grandes que los teóricos grandes. 

"La líder del sector es María Frontera; tiene un mandato por cumplir, confío y espero que lo cumpla»

decoration

La moratoria tampoco convence a los que la consideran insuficiente.

El destino no debería renunciar a seguir incorporando producto nuevo, que lo hacíamos sustituyendo plazas, la única forma de hacer hoteles de cinco estrellas en Mallorca. Toni Riera se ha manifestado en contra de la moratoria; si Impulsa es buena para determinada cosas, debería ser escuchada. 

¿Por qué no hay que poner límites al crecimiento?

 La capacidad hotelera no ha crecido en el siglo XXI, ha sido el ámbito residencial. No se puede plantear que decrezca el hotelero para que crezcan otros, si el problema es la saturación. La gentrificación no la ha generado el sector. Hemos metido una actividad impropia en la calificación urbanística. De ahí vienen nuestros problemas de los mallorquines desplazados por inversores extranjeros. La historia del sector hotelero en los últimos veinticinco años ha sido su modernización. 

Simón Pedro Barceló: "La Ley de Turismo es la ley del decrecimiento" Guillem Bosch

Reclama limitar las segundas residencias y el alquiler.

Llevamos cuarenta años hablando de limitaciones y todos estamos de acuerdo. Los políticos de todos los partidos —yo me afilié al PP en 1986— han sido incapaces de hacerlo. El primero que habló de la Florida o la California europea fue Gabriel Cañellas, con el debate en los 80 de los decretos Cladera. El mensaje era que había que desarrollar un turismo residencial cada vez de mayor peso. Se nos ha ido la mano. Y cuando ponen limitaciones lo hacen mal y acaban con indemnizaciones millonarias que tienen que pagar los ciudadanos de Baleares. Muleta es la última de la lista. El ordenamiento urbanístico depende de los municipios y del Consell y al final del Govern y el Parlament. Y ahora se les ocurre que para mejorar un hotel tiene que perder capacidad y, probablemente, lo va a poder recurrir y vamos a tener un problema jurídico por legislar incorrectamente.

"El turismo residencial se nos ha ido de las manos, todos los políticos han sido incapaces de limitarlo»

decoration

El 15 % de edificabilidad propuesto en la reforma lo quieren reducir los socios del Pacto.

¿Queremos o no que los hoteles mejoren sus instalaciones para atraer demanda de mayor poder adquisitivo? Si la respuesta es que sí y están construidos según una normativa a la que se le han ido supeditando otras reduciendo su edificabilidad y no tienen metros cuadrados, para mejorar un restaurante, atender grupos o instalaciones para deportistas, eso se consigue dándoselos. Esto fue el inicio de todas las modificaciones con el segundo Pacto con el presidente Antich, de ahí viene la primera norma para dar mayor edificabilidad sin incremento de plazas. En caso contrario condenamos a los hoteles que no se hayan actualizado a no poder hacerlo.

Armengol «nos presta atención, pero no nos escucha» declaró a este diario el verano pasado, por la gestión de la pandemia. ¿Lo reafirma? 

La presidenta ha delegado en el conseller y esta ley viene por la obsesión de Negueruela con sus temas laborales, los incorpora y eso hace que se vaya desvirtuando. Ahora es la ley del decrecimiento

"MELIÁ TIENE 1.300 MILLONES DE DEUDA, NOSOTROS 350"



¿Cómo evalúa el impacto en la Bolsa de las cotizadas del sector, como Meliá? ¿Lo mejor para Barceló fue renunciar a esa vía?

Son cosas distintas. Una es que por consecuencia del mercado, los resultados, una pandemia y una guerra la valoración de todas las empresas salga perjudicada. Otra, la visión estratégica: lo analizamos cuando salió Sol Meliá, en 1996, y llegamos a la conclusión de que podíamos seguir creciendo por nuestros medios. No estábamos en los rankings de los grandes, hoy somos la segunda hotelera española en capacidad y también en resultados económicos (respecto a 2019) tras RIU. Seguimos con índices de endeudamiento bajísimos frente a los competidores. En 2021 habremos conseguido reducir la deuda. Lo mejorado en hoteles supera lo negativo en viajes. Y con la fusión con Globalia somos la primera compañía en España [Ávoris, la división de viajes]. Meliá está en 1.300 millones de deuda financiera neta, nosotros habremos cerrado 2021 con 350 millones y tenemos más habitaciones en propiedad. Ellos siguen siendo más grandes y con una presencia en Asia y un modelo de negocio distintos. Estamos encantados, deseando girar página y seguir reduciendo endeudamiento y creciendo.

Gabriel Escarrer y Abel Matutes se adelantaron al aplaudir la norma sin ver la letra pequeña?

Si yo hubiera estado en Madrid, hubiera ido al acto de presentación de la ley. Me parecen lógicas sus manifestaciones en ese momento. He echado más de menos la reacción posterior a la moratoria y el decrecimiento.  

¿Se ha resuelto la crisis con la familia Fluxá, por el enfrentamiento entre sus divisiones de viajes?

Formalmente seguimos donde estábamos, con la voluntad de llegar a un acuerdo [Ávoris abrió una investigación interna el año pasado por presunta competencia desleal por parte de World2Meet, de Iberostar]. Prefiero un mal acuerdo que no un buen pleito.

Compartir el artículo

stats