El Gobierno, mediante el Real Decreto-Ley 11/2022 y con la intención de contrarrestar la inflación provocada, entre otras cosas, por la guerra de Ucrania, ordenó una rebaja en el IVA de ciertos alimentos y suministros, así como limitaciones en el precio de la bombona de butano, que permanecerá topado hasta el 31 de diciembre.

Así, el máximo precio de la bombona de 12,5 kilos está fijado en 19,55 euros, si bien actualmente su coste es de 15,96 euros, según la última revisión de mayo, acumulando un descenso de más del 18% desde noviembre de 2022.

La siguiente revisión será el 23 de julio y para entonces no podrá superar los 16,76 euros, dado que las revisiones no pueden ser de más de un 5%. Sin embargo, según OCU, es "muy previsible que en julio el precio de la bombona quede en 15,17 euros, teniendo en cuenta que el superávit de tarifa ha engordado notablemente tras la revisión de mayo, pues ha pasado de 0,96 euros por bombona a 1,76 euros, dando mucho margen para futuros descensos del precio del butano".