Suscríbete 4 Billetes GRATIS Diario de Mallorca

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

PRIMERA DIVISIÓN

El Mallorca quiere poner tierra de por medio ante el Espanyol

Los de Aguirre buscan esta noche un triunfo que les permita acomodarse en la zona media de la tabla y que rompa con las últimas derrotas cosechadas en casa

Vedat Muriqi y Dani Rodríguez bromean durante un instante del entrenamiento en Son Bibiloni. RCDM

El Real Mallorca y el Espanyol inauguran esta noche en Son Moix (21 horas / Movistar) la jornada 12 de competición. El conjunto bermellón, que suma dos derrotas consecutivas en casa frente a Barça y Sevilla, afronta el partido ante los blanquiazules con la calma que propició el inesperado triunfo en Mestalla, pero con la intención de volver a dar a su afición una alegría en el feudo rojillo, donde solo se han sumado 4 de los 15 puntos disputados. 

La gran incógnita es el sistema con el que los de Javier Aguirre afrontarán el duelo ante los catalanes. Pese a que el técnico mexicano ha desvelado que, a lo largo de la semana, «se han probado diferentes dibujos», la lógica dice que el ‘Vasco’ no se la jugará y volverá a decantarse por una defensa de cinco con Maffeo, Valjent, Raíllo, Copete y Jaume Costa. Las únicas dudas siguen estando en el centro del campo, donde Baba y Galarreta se perfilan como titulares, con Antonio y Kang más adelantados y Muriqi en la punta de ataque. 

Sin embargo, si Aguirre se decanta por un dibujo más ofensivo, será el senegalés Amath Ndiaye, que se encuentra en un gran estado de forma, quien se perfilaría como acompañante del kosovar y, en ese caso, el sacrificado en la línea defensiva sería Copete.

Para el encuentro frente al Espanyol, el preparador rojillo no podrá contar con Rodrigo Battaglia, sancionado en Mestalla con la quinta amarilla, pero recupera para la causa a Clement Grenier, quien se perdió el partido frente al Valencia por acumulación de tarjetas.

Aunque el Mallorca descansa plácidamente en la duodécima posición, el conjunto bermellón es consciente de la importancia de sacar un resultado positivo ante el Espanyol y más teniendo en cuenta el peligroso calendario que afronta antes del parón por el Mundial. Tras el duelo frente a los catalanes, el Mallorca se medirá al Villarreal fuera de casa y recibirá al Atlético de Madrid en Son Moix, de ahí la importancia de conseguir un triunfo que les aleje de la zona de descenso y les permita llegar al parón en una situación cómoda en la tabla.

Por su parte, el Espanyol visita Son Moix con la intención de firmar tres puntos en una estadio donde solo ha ganado tres veces en LaLiga Santander y olvidarse del batacazo contra el Elche en la anterior jornada (2-2). Los únicos triunfos de los blanquiazules en el feudo balear se han producido en las temporadas 2010-11 (0-1), 1999-00 (1-3) y 1961-62 (3-0). El resto de visitas de los periquitos en la competición regular se han saldado con 19 derrotas y 5 empates.

En cualquier caso, el Espanyol está más ocupado en su presente que en su pasado. Los de Diego Martínez son decimocuartos, con diez puntos, y su dinámica de resultados es irregular. Los errores individuales están lastrando en gran medida los partidos del bloque catalán. El técnico blanquiazul no podrá contar con los lesionados Gori, Rubén Sánchez ni Pedrosa. Además, Óscar Gil y Joselu, titulares habituales, están ‘entre algodones’, aunque el cuerpo técnico confía en poder disponer de ellos para esta jornada liguera.

Brian Oliván:  El lateral catalán regresa a la que fue su casa

Brian Oliván volverá a vestirse de corto hoy en Son Moix, pero en esta ocasión lo hará defendiendo la camiseta del Espanyol. La excelsa temporada que firmó el pasado curso en el Real Mallorca y su gran profesionalidad hasta el último partido hizo que se convirtiera en uno de los grandes ídolos de la afición bermellona, que nunca le echó en cara que tuviera firmada su marcha al club blanquiazul antes de finalizar el curso.

Compartir el artículo

stats