Suscríbete Diario de Mallorca

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Campos

Medio Ambiente rechaza la instalación de tres de los seis chiringuitos de es Trenc

La alcaldesa Porquer (PP) arremete contra esta «injusticia», mientras que la Conselleria recuerda que la última palabra la tendrá Demarcación de Costas

Medio Ambiente rechaza la instalación de tres de los seis chiringuitos de es Trenc

El PP de Campos denunció ayer que un informe realizado por la conselleria de Medio Ambiente del Govern obliga esta temporada a quitar tres de los seis chiringuitos, concretamente los de los arenales des Morter, des Marquès y des Trenc. Además, se quejaron los populares, dos de las tres instalaciones autorizadas lo tendrán «difícil para ofrecer un helado o una bebida fresca, ya que no estarán permitidos los generadores auxiliares para dotar de corriente a la caseta».

En declaraciones a este diario, la alcaldesa de Campos, Francisca Porquer (PP), expresó su impotencia por estas prescripciones: «Nos han vuelto a robar la temporada. No es justo. Se llenan la boca de solidaridad y han dejado, como mínimo, a seis familias sin trabajo este verano. Es un desastre. Priorizan temas secundarios en vez de que la gente se pueda llevar un trozo de pan a la boca».

Porquer aseguró que luchará con su gobierno municipal «para que estas injusticias se terminen», porque, subrayó, los campaners «no se merecen este trato».

«Nos han vuelto a robar la temporada. No es justo. Se llenan la boca de solidaridad y han dejado, como mínimo, a seis familias sin trabajo este verano. Es un desastre"

decoration

La Conselleria respondió a las críticas del PP. En primer lugar, recordó que Demarcación de Costas, que es la autoridad competente en materia de autorización de servicios de temporada, solicitó un informe a Medio Ambiente sobre estas instalaciones que se colocan cada verano.

El mencionado estudio técnico informa desfavorablemente de tres de los seis chiringuitos, reconoció la Conselleria, que aclaró a continuación: «Eso no implica que necesariamente Costas no los autorice finalmente. En este sentido, se ha abierto un periodo de alegaciones, tal y como admite el mismo Ayuntamiento».

Este departamento autonómico aseguró que defiende un modelo de parque natural «donde progresivamente se vayan reduciendo los servicios de temporada en beneficio de la conservación del espacio». En este mismo sentido, recordó la Conselleria cómo los técnicos han constatado en los últimos cuatro años «el retroceso de la línea de costa y del sistema dunar».

Respecto a la denuncia sobre las dificultades añadidas de conservación de helados y bebidas frías, Medio Ambiente precisó que el informe técnico sólo señala que el suministro energético debe hacerse a partir de placas solares.

Por su parte, el PP incidió en el hecho de que el Consistorio tenga que asumir gastos en esta zona litoral en materia de seguridad, limpieza, ordenación del tráfico, jardinería y otros conceptos, que suponen para las arcas municipales unos 450.000 euros. Los populares consideraron que, con estas «trabas» para los chiringuitos, los ingresos de 2022 serán «cero» en el parque natural.

La Conselleria contestó que no es cierto que el Ayuntamiento no ingrese nada por el parque natural, porque, según apuntó, el Ayuntamiento dispone desde 2019 de una concesión gratuita para explotar el aparcamiento de sa Barralina, que se habilitó a la entrada de Ses Covetes.

Un estacionamiento del cual, agregó Medio Ambiente, han recibido «numerosas quejas por el mantenimiento deficiente de la infraestructura».

Compartir el artículo

stats