Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las aerolíneas programan en Baleares un 10 % más de asientos este verano

El presidente de la patronal ALA, Javier Gándara, destaca el caso balear, que ya supera cifras de 2019 - Prevé la recuperación total del tráfico precovid en 2023

Pasajeros en el aeropuerto de Palma durante los días festivos de esta Semana Santa. MARÍA PEDRAZ

Las previsiones que maneja la Asociación de Líneas Aéreas (ALA) sitúan a Baleares en la cabeza de la recuperación del trafico para este verano. Javier Gándara, su presidente, recalcó ayer el incremento en el archipiélago con un 10,6 % más de asientos programados para la temporada alta respecto a 2019.

La patronal aérea prevé que el tráfico de pasajeros se situará en niveles prepandemia en 2023, según la tendencia al alza en los últimos meses y con un verano en el que se espera alcanzar cifras muy próximas a las de antes de la crisis sanitaria, según explicó Gándara al anunciar las previsiones para la temporada.

El presidente de la patronal que representa al 85 % del tráfico aéreo reconoció que sus expectativas contrastan con las que maneja Aena, que proyectaba la recuperación al 100 % del tráfico aéreo a partir de 2025.

Sus datos apuntan a que de cara a esta campaña estival el número de asientos programados es prácticamente el mismo que antes de la covid-19 (unos 212 millones de asientos frente a los 213 millones de 2019), aunque recordó que este indicador puede variar conforme evolucione la actividad.

«Hay una gran heterogeneidad a nivel regional», precisó Gándara, y puso de ejemplo los casos positivos de los dos archipiélagos: Balearrs con y un 10,6 % más de asientos programados para este verano que para el de 2019 y Canarias con un 8,1 %.

Mientras en Madrid y Barcelona la cifra se sitúa un 7,5 % y un 11 % por debajo, respectivamente.

En cuanto a la ocupación, el porcentaje de billetes vendidos respecto a la capacidad total del avión, la patronal calcula que en 2022 rondará el 74 %, frente al 85 % que presentaba de media España antes de la pandemia.

La ocupación se situó en el 65 % en 2020 y en el 70 % en 2021, según Gándara, quien ha revelado que después del bajón de enero por la variante ómicron el indicador se situó en el 78 % tanto en febrero como en marzo.

Sobre Semana Santa, sus estimaciones pasan por que volaron entre el 80 y el 85 % de los pasajeros que lo hicieron antes de la covid subrayando que aquel 2019 fue «récord en turismo».

Compartir el artículo

stats