Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Mitin nazi en la costa de Mallorca, la foto que desempolvó la hija del cónsul

Mitin nazi del cónsul alemán, Hans Dede, en Portals Nous a principios de los 40

Mitin nazi del cónsul alemán, Hans Dede, en Portals Nous a principios de los 40 Archivo Catalina Dede

Esta impactante imagen muestra un mitin del cónsul de Alemania en Mallorca durante el nazismo, Hans Johannes Dede, en la playa pequeña de Portals Nous. Fue el máximo representante de Hitler en la isla desde 1933 hasta que huyó en 1945 y estaba al frente de las expulsiones de los judíos que se refugiaron aquí escapando del Holocausto.

El documental L’alemany de la botiga de fotos cuenta la historia de uno de ellos, Leo Frischer, y en él se entrevista a Germà Garcia Boned, experto en la implantación del nazismo en Mallorca y autor de varias traducciones sobre el tema. La hija del cónsul, Catalina Dede, le cedió esta y otras fotografías, que se publican por primera vez en el libro Heinz Kraschutzki, memòries a les presons de la Guerra Civil a Mallorca, sobre el reconocido pacifista y antifascista alemán, que vivía en Cala Rajada hasta que fue detenido por los agentes del todopoderoso Dede.

Otra imagen del mismo mitin en Portals Archivo Catalina Dede

El mitin de las imágenes se celebró durante la fiesta del 1 de mayo a principios de los años 40, una efeméride que Hitler adoptó de la URSS para apropiarse del movimiento obrero, por lo que Alemania fue el primer país no soviético que celebró el Día de los Trabajadores. Las esvásticas colgando de los pinos de Portals y el tradicional saludo nazi de los asistentes forman parte de la escenografía, que preside el cónsul alemán rodeado de niños.

Como cuenta en el documental que ultima la productora Quindrop, Garcia Boned conoció "a la segunda persona que más mandaba aquí”, un auténtico poder fáctico en la Mallorca de los años 30 y 40, de quien destaca su “prepotencia”. El que más mandaba, por delante de Hans Dede, era el jefe de la Falange, el marqués de Zayas, que en otra fotografía aparece sujetando un retrato del Führer.

El marqués de Zayas, jefe de la Falange en Mallorca Archivo Catalina Dede

Frischer y Kraschutzki, entre otros muchos, acabaron en campos de concentración o prisiones hasta el fin de la Segunda Guerra Mundial. Algunos lograron salir de la isla en cuanto supieron que el cónsul, ayudado por los franquistas, les pisaba los talones, aunque todos los judíos y disidentes del régimen sufrieron en Mallorca bajo la bota de Hitler.

Compartir el artículo

stats