12 de junio de 2015
12.06.2015

Hila será alcalde de Palma los dos primeros años de legislatura con el gobierno tripartito

El socialista José Hila y el econacionalista Toni Noguera se repartirán la alcaldía durante la próxima legislatura con el visto bueno de Som Palma que, de este modo, acepta formar parte del tripartito -Miquel Comas, líder de Som Palma, será el portavoz del gobierno municipal durante toda la legislatura

12.06.2015 | 16:12
Hila y Noguera serán alcaldes de Palma.

Ya hay pacto en el Ayuntamiento de Palma. El socialista José Hila y el econacionalista Toni Noguera se repartirán la alcaldía durante la próxima legislatura con el visto bueno de Som Palma que, de este modo, acepta formar parte del tripartito.

Los tres partidos –PSIB, Podemos y Més- han decidido que sea Hila el primero en coger la vara de mando que, pasados dos años, cederá a Toni Noguera. Por su parte, el lider de la marca blanca de Podemos en Palma, Miquel Comas, será el portavoz del gobierno municipal durante toda la legislatura.

Hila ha confirmado esta tarde en una comparecencia en la plaza de Cort su designación como primer edil. "Podemos anunciar que tenemos acuerdo de gobierno firmado por las tres fuerzas políticas para la próxima legislatura para llevar adelante un programa de gobierno de izquierdas valiente, que cambie las políticas en Ciutat y las prioridades y que deja atrás una forma de hacer política que no compartimos", ha afirmado el que mañana será designado alcalde. Con el ejecutivo tripartito asegura que  "se abren nuevos tiempos a la participación ciudadana" y ha prometido que lucharán por generar ocupación, cuidar a las personas que lo están pasando mal por la crisis y de los barrios y por hacer de Palma "una ciudad moderna, cosmopolita que sea un referente europeo".

Sobre las cesiones realizadas por el PSIB que aspiraba a una alcaldía de 4 años, Hila ha defendido que los tres componentes han cedido y que "el acuerdo es bueno". Si bien un tercio de los socialistas de Palma respaldaron la alternancia en la alcaldía, Hila ha afirmado que la militancia le concedió a él "un cien por cien de libertad" para llegar al acuerdo que se considerase mejor y ha puntualizado que los militantes establecieron prioridades pero "no excluyeron ningún escenario".

"Los ciudadanos tenían claro que querían un gobierno de izquierdas y que querían que nos pusiéramos de acuerdo; hemos respondido a ese mandato", ha dicho Hila sobre el pacto de gobierno.

Antoni Noguera ha detallado que las cuestiones de gobierno que vayan surgiendo y no estén recogidas en el pacto acordado "se irán aprobando con consenso". Además, ha valorado que el acuerdo refleja la voluntad de Més de que las tres fuerzas constituyan el gobierno de Palma para que sea "fuerte y cohesionado" para transformar la ciudad.

"Después de décadas hay un gobierno plenamente de izquierdas, lo que significará una ciudad mucho más democrática, transparente, con tolerancia cero a la corrupción, que impulsará el transporte público, apostará por el pequeño comercio y el renacimiento cultural de Ciutat, un ayuntamiento al servicio de la escuela y, sobre todo, una cuestión de actitud porque será un ayuntamiento que plante cara a la especulación y los poderes fácticos", ha dicho Noguera.

Sobre la negociación, el líder econacionalista ha explicado que han dedicado una semana al proyecto y otra al organigrama y ha admitido que "ha habido tensiones pero son inherentes a cualquier proceso negociador porque para que todo sea fructífero y tenga una buena base se deben hablar las cosas y algún punto se ha de discutir, pero tenemos la plena confianza de un gran proyecto para Ciutat".

Comas ha calificado la negociación como "un ejemplo de diálogo", cree que el acuerdo "refleja la voluntad de cambio" que manifestó la asamblea ciudadana de Som Palma y ha señalado que la formación someterá siempre las decisiones a la última palabra de las bases, "cosa que en ningún caso hará peligrar la estabilidad del gobierno".

Ha asegurado que su formación participará en el gobierno "en igualdad y con corresponsabilidad" y que el ejecutivo aplicará "un programa y un código ético renovador y transformador". La participación de Som Palma en el gobierno local también la ratificarán las bases.

El pacto llega después de intensas negociaciones
Con este acuerdo se da por cerrado el pacto, después de dos semanas de intensas negociaciones que se enrocaron en el momento en el que se abordó el tema de la alcaldía. El PSOE puso entonces sobre la mesa su voluntad de liderar el pacto durante los cuatro años de legislatura puesto que, de las tres formaciones, los socialistas eran los que más votos habían obtenido.   Sin embargo, la asamblea ciudadana de Som Palma rechazó de forma rotunda –con un 70% de los votos de sus integrantes-  formar parte de un gobierno que tuviera a Hila como alcalde.

Ante el desencuentro, el candidato de Més, Antoni Noguera insistió en "seguir explorando escenarios alternativos", como el de la alcaldía rotatoria y pidió "generosidad y responsabilidad" al PSOE y a Som con el fin de ser capaces de conformar un gobierno "fuerte y cohesionado con los tres partidos coaligados dentro".

La solución  propuesta por Més, también fue votada en su momento en la asamblea de Som y había contado con el apoyo de un 53 por ciento de los congregados.  Una alcaldía compartida parecía así la única fórmula para hacer entrar a los tres partidos en el gobierno.

Y con esta propuesta –y otras que barajaban la posibilidad de que Hila fuera alcalde en minoría  o que Més y Som formaran gobierno sin el PSOE – retomaron las negociaciones que han culminado con pacto apenas un día antes de la constitución del nuevo Ayuntamiento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!