Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Mallorca

Armengol remarca su postura abolicionista sobre la prostitución

La presidenta del Govern aboga por que ninguna mujer «se tenga que ver sometida a esta situación»

Francina Armengol (izq.), visitando ayer el Casal Petit.

La presidenta del Govern, Francina Armengol, marca de forma clara y contundente su postura respecto a la prostitución: «Somos abolicionistas y lucharemos para que la prostitución no exista, para que dejen de vivir una situación dramática». La líder socialista denuncia que las mujeres que la ejercen están «sometidas al peor de los machismos» y aboga por que «no exista» ni ninguna mujer «se tenga ver en esta situación».

Recalca que, pese a haber vivivo momentos «muy complicados», el Ejecutivo balear no ha dejado «al margen» a las mujeres que sufren la prostitución porque son «las más vulnerables», por lo que reivindica el trabajo del Institut Balear de la Dona y la entidad Casal Petit porque aportan «esperanza» y ayudan a que puedan incorporarse al mundo laborar al mismo tiempo que resuelven sus problemas más inmediatos: «Fuimos la primera Comunidad Autónoma en tener un plan autonómico contra la trata con fines de explotación sexual».

Govern, Casal Petit y el IB-Dona firmaron ayer la renovación de un convenio para dar asistencia integral a las mujeres en situación de prostitución, con especial atención a las mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual, que son atendidas por el proyecto Lausana. En concreto, el convenio supone destinar 123.000 euros a la atención a mujeres en situación de prostitución y mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual, así como dar continuidad al proyecto Lausana con la cesión, de manera temporal y gratuita, de tres viviendas públicas del IBAVI que acogen a estas mujeres en situación de prostitución para que puedan iniciar un nuevo proyecto de vida.

Compartir el artículo

stats