El domingo finaliza la fase 3 del desconfinamiento en Baleares, que entrará en la "nueva normalidad" tras la pandemia del coronavirus. Estas son las principales normas que el Govern ha aprobado para diferentes sectores, especialmente los de la restauración, ocio, espectáculos y cultura.

Los locales de ocio nocturno con un aforo máximo inferior a las 300 personas podrán abrir desde el lunes en Baleares, pero sólo podrán mantener abierta la barra hasta las 22.00 horas y tendrán como hora máxima de apertura las 02.00 horas.

Así lo ha establecido el Govern en su plan de medidas extraordinarias para contener la pandemia de coronavirus (COVID-19) a partir del levantamiento del estado de alarma. Como hasta ahora, el uso general de mascarilla se mantiene en espacios donde no se pueda garantizar la distancia de seguridad, pero como novedad será obligatoria para mayores de seis años siempre en espectáculos culturales y deportivos en interiores y en establecimientos comerciales.

Además prohíbe las llamadas "party-boats" y abrir los locales de ocio nocturno en las zonas de la Playa de Palma, Magaluf y el West End de Ibiza, las mismas reguladas con el decreto de turismo de excesos que aprobó el pasado enero el Govern, ha detallado la portavoz autonómica Pilar Costa, en la rueda de prensa del Consell de Govern.

En esas zonas solo pueden abrir los locales que tengan actividad de bar, cafetería y restaurante, y se permite la apertura de terrazas exteriores a cualquier local siempre que estén autorizados previamente con aforo máximo de 100 personas sentadas y manteniendo la distancia de seguridad entre las mesas.

Según el plan de medidas excepcionales acordado por el Consell de Govern para hacer frente a la crisis sanitaria, en las pistas de baile de salas de fiestas, clubes de playa y discotecas se podrán colocar mesas donde los clientes ocuparan plaza sentados, ha detallado la portavoz del Govern, Pilar Costa. No se permite el baile.

En cines, teatros, circos y espectáculos, las butacas estarán preasignadas y no superarán el 75% de aforo.

Esto es lo que podrás hacer en Mallorca en la "nueva normalidad"

En actividades turísticas, los establecimientos de restauración (salvo los bares de copas) tienen que limitar el aforo al 75% en espacios interiores, asegurando la distancia de 1,5 metros.

Restaurantes, bares cafeterías, bares de copas, discotecas, cafés concierto, clubes de playa, salas de fiesta y de baile cerrarán como tarde a las 2, salvo si su licencia ya marcaba un horario inferior.

El consumo en barra se permite hasta la 22.00 horas y las terrazas no tendrán restricción de aforo siempre que se garantice la distancia mínimas con ocupación máximo de 25 personas por mesa o agrupación de mesas.

Las zonas comunes de hoteles no pueden superar el 75% de aforo y las actividades de animación se deben planificar con aforo máximo de 25 personas. Los centros recreativos turísticos, zoológicos y acuarios tendrán aforo máximo del 50%.

Otra novedad significativa es que el uso de mascarilla será obligatorio en Baleares en los espectáculos culturales y deportivos en espacios cerrados y en el interior de todos los establecimientos comerciales, para todos los mayores de 6 años.

Se mantiene el uso de mascarillas obligatorio cuando no sea posible mantener la distancia interpersonal de 1,5 metros.

Entre otras medidas, se puede retomar desde el 1 de julio la celebración de fiestas populares, "revetles", otras celebraciones populares y cenas al aire libre, pero todo el público deberá estar sentado y con la consabida distancia entre las mesas.

El deporte al aire libre, se podrá practicar en grupos máximos de 30 personas.

En entierros y velatorios, se limita la asistencia a 70 personas en espacios al aire libre y 30 en lugares cerrados; y en los lugares de culto es obligatoria la mascarilla al entrar y salir y no se permite el uso de agua bendita.

En las bodas y otros eventos sociales no se puede superar el 70 % de aforo, con un máximo de 200 personas al aire libre y 150 en espacios cerrados.

En las playas, la superficie a ocupar por cada usuario es de 4 metros, y máximo tamaño de los grupos es de 25 personas. El Govern permite a los ayuntamientos establecer límites de acceso, aforo y tiempo máximo de permanencia en las playas.

En actividades culturales, cada equipamiento debe actualizar su plan de actuación adaptándolo a la nueva normalidad y los bienes culturales de valor artístico no se deben desinfectar pero se deben someter a cuarentena.

Las residencias deberán hacer planes de contingencia, definir el régimen de visitas y de salidas, y será obligatorio que comuniquen la existencia o sospecha de personas con COVID-19.

Costa ha asegurado que buena parte del plan que define las condiciones de la "nueva normalidad" en Baleares quiere "evitar la confluencia masiva de personas en el entorno laboral" y busca el "equilibrio entre la protección de la salud pública y el aumento de las actividades que favorecen la recuperación de la vida social y económica".

El plan se puede actualizar por resolución de la Conselleria de Salud, que lo revisará de forma continua.