Suscríbete

Caso Abierto - Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Refugiadas

Las redes de trata ya intentan captar a las mujeres ucranianas refugiadas en Murcia

La Fiscalía impulsa una reunión tras tener conocimiento de que ya hay delincuentes que tratan de engañar a estas personas con el fin de explotarlas sexualmente

Una mujer refugiada y su hija llegan a España desde la guerra en Ucrania.

Desde finales de febrero, millones de personas han salido ya de Ucrania para huir de los horrores de la guerra, y miles de ellas han llegado a la Región de Murcia, en busca de refugio. La mayoría de estas personas son mujeres y niños, "los más vulnerables, personas indefensas", apunta el fiscal superior de la Región, José Luis Díaz Manzanera. Y es que, a los dolores del conflicto bélico, se suma que sufren el riesgo de caer en redes de explotación y trata. 

Díaz Manzanera ha sido el impulsor de una reunión, este martes al mediodía en Murcia, tras tener conocimiento de que en la comunidad murciana ya hay delincuentes que están intentando captar a estas personas, bajo engaño, con el fin de explotarlas sexualmente. Un engaño que se torna en coacción, intimidación y, en demasiadas ocasiones, violencia.

En la reunión, en instalaciones de la Fiscalía, participaron representantes de organismos e instituciones públicas y privadas que tienen competencias en extranjería, con el fin de fijar un compromiso de coordinación de todos para mejorar en la persecución por la vía penal y por la vía administrativa de las conductas de trata de seres humanos.

“La idea el palpar, sobre todo de las oenegés, porque ya se han dado casos de movimientos para cometer delitos”, explica Díaz Manzanera.

Estos delincuentes engañan a sus víctimas hasta el punto que “lo mismo se presentan como miembros de una oenegé” y, cuando acceden a ellas, “les ofrecen trabajos” que acaban siendo en un burdel. “Son organizaciones criminales”, subraya el responsable del Ministerio Público.

“Es una realidad clarísima que existe, pero que no llega a nuestro conocimiento”, lamenta el fiscal superior, que ideó la reunión para “ver posibles soluciones y canalizar las denuncias”, las cuales, insiste, “son muy importantes”. Al encuentro también asistió la consejera de Mujer, Igualdad, LGTBI, Familias y Política Social, Isabel Franco.

Manzanera destacó que hay que establecer “medidas preventivas y represivas”, dado que las intentonas de captar a las refugiadas ya se están produciendo. Y puso el acento en la “coordinación” de los agentes implicados.

A finales del mes de marzo, el secretario de Estado de Seguridad, Rafael Pérez, visitó Murcia y apuntó que en esta comunidad "los grupos específicos ya están en los lugares de llegada" de los damnificados por la guerra, aunque evitar concretar para "no revelar las actuaciones" de los expertos.

Sí afirmó que, cuando los funcionarios de Policía Nacional proceden a efectuar el registro de los ucranianos que van llegando, las someten a "entrevistas, en las que se obtienen todos los datos" y se detectaría si esta persona en cuestión podría estar siendo víctima de las mafias.

Lamenta el fiscal Manzanera que la trata "es una triste realidad oculta, es la esclavitud del siglo XX y uno de los peores ámbitos delictivos que existen en nuestra sociedad, afecta a la dignidad humana". Además, sentencia que "es el tercer negocio lucrativo del mundo, después del tráfico de armas y tráfico de drogas" y denuncia el aprovechamiento de una situación de necesidad y penuria de personas desvalidas, con falsas promesas de trabajo".

25 víctimas detectadas en 2021

En el marco de trata "se cometen delitos contra la vida: homicidios y asesinatos, abortos; delitos contra la integridad física: lesiones y torturas, malos tratos, violencia de género; explotación sexual, agresiones y abusos, prostitución; detenciones ilegales y secuestros, amenazas; tráfico de drogas, tráfico ilegal de órganos, matrimonios forzados, tenencia ilícita de armas, contrabando de personas, explotación laboral de extranjeros y falsedad documental", enumera el fiscal superior.

Con los datos en la mano, en 2021 constan 23 procedimientos judiciales en la Región de Murcia relacionados con la trata, seis diligencias de investigación en la Fiscalía, 25 víctimas detectadas (11 de ellas con destino a explotación sexual).

Estas víctimas no son refugiadas ucranianas, dado que entonces no había estallado la guerra, pero la gran mayoría de ellas son extranjeras, procedentes de países del continente africano o de Sudamérica, que llegaron a España con la promesa de una vida mejor y se vieron envueltas en las redes de estos delincuentes.

Compartir el artículo

stats