Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Baleares sigue a la cola de la vacunación en todos los segmentos de edad

Pese a que en grupos como el comprendido entre 60 y 69 años no alcanza a la mitad de inmunizados del país, la comunidad se consolida como la segunda región con menor incidencia de los contagios

¿Dejar la decisión de la segunda dosis de la vacuna contra la Covid-19 a los pacientes? Los farmacéuticos dicen NO

Adentrados en el sexto mes de vacunación contra la covid, Balears sigue a la cola del país en la inmunización en todos los segmentos de edad. La consistencia entre las franjas de mayores de ochenta o de 50 a 59 años demuestra que el retraso no guarda relación alguna con la pirámide demográfica, que servía de excusa a quienes alegaban un mayor envejecimiento de las restantes regiones españolas.

Los datos que confirman la cobertura desfasada en Balears corresponden al «Informe de actividad del proceso de vacunación», confeccionado por el ministerio de Sanidad y fechado el pasado jueves. La proporción de españoles que han recibido la pauta completa de alguna de las cuatro vacunas aprobadas se eleva al 21,5 por ciento, habida cuenta de que el Gobierno ha recurrido al truco de considerar únicamente la población diana o en disposición de ser vacunada. Esta cifra arbitraria será además cambiante, conforme los grupos de menores de edad se incorporen al proceso. Alemania calcula que, antes de finales de año, se inyectarán los preparados a partir de los bebés de seis meses de edad.

La comunidad más adelantada en la vacunación es Asturias con un 29 por ciento. Balears se queda en un modesto 16, prácticamente a la mitad y sin ninguna otra autonomía por debajo. La posición de vicecolista corresponde a Canarias, que aventaja en un punto al otro archipiélago. Ahora mismo, 14 de las 17 regiones españolas ya superan el techo psicológico del veinte por ciento, lo cual da idea del atraso balear. Al ritmo actual, se vacuna a un tres por ciento mensual. De no acelerar a fondo, la campaña se medirá en años.

Balears no solo conserva una posición trasera en la cobertura de la vacuna que viene ocupando desde enero, sino que además ha empeorado su situación y ha ahondado las distancias con otras regiones. Murcia se colocó por detrás del archipiélago a comienzos de mayo, pero acaba de superar el listón del veinte por ciento. El mismo fenómeno y en la misma proporción se registra respecto de Madrid, al alcance de la mano unas semanas atrás. Canarias parecía el objetivo más asequible, pero también ha abierto brecha.

El archipiélago también marcha por detrás de la media en el porcentaje de dosis administradas respecto a las recibidas

decoration

La paradoja balear establece que la región con menos vacunados también figura a la cola de los contagios. En este apartado solo se ve mejorada por Valencia, que con un 21 por ciento le aventaja en cinco puntos en la inmunización artificial. De hecho, Francina Armengol relativizó en el Parlament la importancia de la vacunación a preguntas de Marc Pérez-Ribas de Ciudadanos, para centrarse en los excelentes resultados de la comunidad en incidencia acumulada de la covid.

El ministerio levanta la barrera de los sesenta años para evaluar el progreso de la vacunación. Más de la mitad de los doce millones de españoles en ese tramo ya han recibido la pauta completa, un 57 por ciento. Balears ni siquiera alcanza el ecuador de los sexagenarios en adelante, porque se detiene en un 49 por ciento. Comparte este índice con Canarias, son las dos únicas regiones del Estado que no alcanzan la mitad de inmunizados. De nuevo, esta cifra prohíbe asignar el desnivel a un supuesto rejuvenecimiento de la población balear.

La asignación por segmentos de edad escapa al truco de prestidigitación de la ficticia población diana. Balears milita en el pelotón de cola de los octogenarios y los septuagenarios, pero su retraso se percibe diáfano en el tramo comprendido entre 60 y 69 años. Hasta un trece por ciento de sexagenarios españoles han recibido la pauta completa. Hay comunidades que ya han superado el veinte por ciento en esta década, considerada el umbral de peligrosidad máxima del coronavirus, como Aragón (22%) o La Rioja (23%). En cambio, el archipiélago se queda aparcado en un muy modesto seis por ciento. No solo es el peor dato, sino que se encuentra a más de un punto del penúltimo, el País Vasco.

Grecia ha acometido la inmunización completa de sus islas, objetivo ya cumplido en las de menor tamaño

decoration

Por tanto, Balears no alcanza la mitad de inmunizados de la media estatal entre el colectivo clave de 60 a 69 años. El informe ministerial también desbarata el argumento frecuente de que Balears administra todas las vacunas que recibe. La tabla correspondiente del estudio publicado anteayer reconoce que se han inyectado el 94,6 por ciento de los preparados repartidos a las autonomías. La comunidad balear también figura aquí por debajo de la media, con un 93,2 y con solo cuatro regiones por debajo. Asturias alcanza el 99,2, por un 97,5 en Andalucía.

La ministra Carolina Darias sentenció en relación a Balears que no era «ética» la vacunación preferente del sector turístico. Sin entrar en la contradicción de que Valencia no ha considerado inmoral anteponer al sector automovilístico, Grecia ha acometido la inmunización completa y acelerada de sus islas, un plan para la captación del turismo ya cumplido en las entidades insulares de tamaño discreto.

Matías Vallés

Compartir el artículo

stats