Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

Margalida Frontera: "Hay reservados hoteles completos para acoger brotes de turistas con coronavirus"

"El sol, la salinidad y la arena convierten a las playas en lugares hostiles para el coronavirus" - "Obligar a llevar la mascarilla fue una decisión coral"

Frontera realiza un expresivo gesto en el transcurso de la entrevista.

Frontera realiza un expresivo gesto en el transcurso de la entrevista. B.Ramon

P¿Ha llegado la mascarilla para quedarse? Y si no es así, ¿hasta cuándo tendremos que llevarla?

R Esa es una pregunta que no tiene respuesta. Desde luego que ha llegado para quedarse los próximos meses. Las evidencias actuales han demostrado que se trata de un instrumento eficaz para luchar contra la expansión del coronavirus. No obstante, si surgen nuevas evidencias o situaciones se tendrá que revaluar su utilidad. Pero creo que la mascarilla se quedará y volverá cuando vuelva a ser necesaria. Será una aliada para recuperar nuestra vida normal.

P Forma parte del comité de expertos que asesora al Govern

R Se crearon dos comités, el de alerta y seguimiento de la Covid-19 del que formo parte y cuyo máximo responsable es el epidemiólogo menorquín Maties Torrent, y el comité de gestión de enfermedades infecciosas que lidera el doctor Javier Arranz. Más tarde, cuando hubo que elaborar el plan de desconfinamiento nos dimos cuenta de que había que hacerlo de forma muy transversal implicando no solo a las diferentes conselleries del Govern sino también a ayuntamientos y Consells insulares. Se crearon por tanto diez grupos de trabajo y yo los coordino todos.

P ¿Los miembros de estos comités se mostraron unánimes al tomar la decisión de obligar a todo el mundo a llevar la mascarilla por la vía pública?

R La decisión de la mascarilla fue una decisión coral.

P ¿Y unánime?

R No hubo discrepancias. O al menos no me han llegado a mí. Somos de las primeras comunidades autónomas que decidimos imponer su uso (tras Cataluña y Extremadura) y ahora se están sumando las demás dándonos la razón.

P Sí, pero la situación epidemiológica es muy diferente. Aquí no tenemos esos contagios comunitarios masivos...

R No, pero por eso hemos adoptado esta decisión, porque no queremos llegar a esos contagios comunitarios que nos obliguen a tomar medidas más duras. La mascarilla evitará que los contagios asintomáticos o presintomáticos, porque antes de manifestar los síntomas ya pueden contagiar a otras personas, sigan diseminando el virus. La gente debe ser consciente de que el coste personal de llevar la mascarilla por la vía pública es mucho menor que el coste social que supondrá volver a cerrar colegios o restaurantes de nuevo. Tenemos que ser muy precavidos.

P ¿Por qué? ¿Por la masiva llegada de turistas que pueden provocar un rebrote incontrolable?

R No, porque hace un mes que abrimos las Islas al turismo y seguimos teniendo la mejor situación epidemiológica de España y de Europa. El problema es que se están produciendo rebrotes en todo el mundo. Tenemos el ejemplo de Israel, un país que controló muy bien la pandemia en su primera fase y con un clima muy similar al nuestro y que no obstante está padeciendo una segunda oleada más intensa que la primera.

P ¿No estaríamos más seguros pidiendo una PCR a todo turista que llegue a las Islas o haciéndosela nosotros a los que vengan sin ella en los propios aeropuertos?

R La logística para hacer PCR en aeropuertos de las dimensiones de Barajas, El Prat o Son Sant Joan es inviable.

P Pues hay países que sí la exigen para entrar en sus territorios...

R Sí, en Islandia entre otros. Pero no compares el trasiego de un aeropuerto de un país que creo que tiene unos doscientos mil habitantes. Y, además, no hay un apoyo científico claro a una medida de este tipo.

P ¿Por qué?

R Porque podrías hacerte una PCR un día y contagiarte al siguiente, antes de viajar.

P Entonces tampoco es partidaria de que los turistas vengan con la prueba ya realizada en sus países de origen...

R No por lo que te he comentado y porque la mayoría de los gobiernos europeos, como el español, prohíben hacerse esa prueba de forma privada, a demanda. Para poder hacértela debe prescribírtela antes un médico. Ten en cuenta que en estos momentos estamos saliendo de un gran déficit a nivel mundial de los reactivos necesarios para poder hacer estas pruebas. Y hay que poner unos criterios claros para usarlos porque si todo el mundo se hace la prueba nos podríamos quedar sin los reactivos necesarios para casos graves, para salvar vidas.

P Vamos con la resolución de Salud que estableció el uso obligatorio de la mascarilla. ¿Por qué aquí se permite acceder a las playas sin ellas mientras que en Andalucía también hay que llevarlas?

R Porque los expertos son personas que tienen opiniones diferentes y en ocasiones llegan a conclusiones diferentes.

P ¿Y qué opiniones pesaron más aquí para no imponerlas?

R Pensamos que en las playas y en los paseos marítimos las condiciones son similares a los espacios al aire libre, donde tampoco es obligado llevarlas. En las playas hay una buena ventilación y generalmente disponen de las dimensiones suficientes para poder mantener las distancias de seguridad. Además, cuentan con otros factores que se lo ponen más difícil al nuevo coronavirus.

P ¿Cuáles?

R La exposición solar. Parece demostrado que los rayos ultravioleta no le van bien al virus, como tampoco le beneficia la salinidad ni el cloro, por lo que también se permite ir a las piscinas sin ellas. Y, por último, está la arena, que no es el hábitat más adecuado para este coronavirus. Además, este instrumento no es compatible con un lugar al que vas a bañarte porque se moja, se llena de sal y podría acabar siendo perjudicial.

P ¿Qué aspecto de la resolución cree que se ha explicado o se ha entendido peor?

R Como la mayoría de los brotes que tenemos se producen tras reuniones familiares o de personas cercanas, establecimos que en ellas solo podían congregarse un máximo de treinta personas en lugares cerrados o de setenta al aire libre. Pero no se entendió bien que estos límites son solo para este tipo de reuniones familiares, no para los espectáculos culturales, congresos o actividades educativas ni para los aforos de restauración u hostelería. A las bodas, bautizos y comuniones pueden acudir un máximo de 150 invitados en locales cerrados y 250 en espacios abiertos. En los cumpleaños rigen los parámetros de las reuniones familiares.

P ¿A qué atribuye que se produzcan más contagios en este tipo de reuniones?

R Está demostrado que cuando estamos con personas extrañas mantenemos más las distancias y las precauciones, que se relajan con la gente más cercana.

P El otro día decidieron prohibir la actividad en las calles donde cada verano se reedita el vergonzoso turismo de borrachera. Al reabrir las Islas a esta actividad, ¿pensaron que este año no iban a venir?

R No podemos decidir quién viene y quién no, sino que el que venga cumpla las medidas de seguridad que hemos adoptado. Y al ocio nocturno le hemos impuesto unas condiciones muy duras no porque tengamos algo en contra de ellos, sino porque sabemos que es un sector de una actividad de alto riesgo donde se producen aglomeraciones. Y además el consumo de alcohol te desinhibe y te hace olvidar tomar las mínimas precauciones.

P El conseller Iago Negueruela ha admitido que se cerraron las calles de s'Arenal y de Iago Negueruelas'ArenalPunta Ballena

R Estamos ante un problema global y entiendo por tanto la precaución de las autoridades sanitarias alemanas que también es compartida por las autoridades sanitarias de aquí. Y no creo que la queja alemana haya pesado para el cierre de las calles. Ha pesado ver el riesgo al que se sometía a la población con esas actitudes irresponsables.

P ¿Se ha detectado algún caso de Covid-19 entre turistas?

R Mas allá del brote detectado en unos turistas españoles en Menorca que fue notificado la semana pasada, no.

P ¿Cómo se actuaría en caso de detectarse algún caso?

R Hay establecido un protocolo que marca que, ante un caso sospechoso, con síntomas, el turista debe aguardar la llegada del médico en su habitación y con una mascarilla. Si el facultativo ve indicios de contagio, le hará una PCR. Si sale positiva, deberá ser aislado y pasar los 14 días de cuarentena si está asintomático o con síntomas leves. Si empeora, lógicamente será ingresado en un hospital.

P Recuérdeme los síntomas indicativos de un posible contagio.

R Fiebre, tos seca, disnea (dificultad para respirar), cansancio, pérdida del olfato y del sentido del gusto que se manifiesta en entre un 15% y un 20% de los afectados, dolores musculares y gastrointestinales y los problemas dermatológicos que se dan en los casos más extraños.

P ¿Tienen ya apalabrados alojamientos o apartahoteles para que pasen esa cuarentena?

R Sí. E incluso está contemplada la posibilidad de reservar hoteles completos para que acojan a los turistas afectados por un brote comunitario de Covid-19, como los hoteles medicalizados durante la primera oleada.

P ¿Sabe qué hoteles se han apalabrado y dónde se encuentran?

R No. De eso se ha ocupado la conselleria de Turismo.

P El otro día un grupo sanitario privado me aseguró que habían diagnosticado 9 contagios al hacer PCR habituales entre sus pacientes como precaución antes de realizarles algún proceso asistencial. La sanidad pública, que quintuplica la actividad asistencial de ese grupo privado, no ha comunicado tantos casos en un solo día en las últimas semanas. ¿Se están haciendo todas las PCR que tocan?

R Se ha hecho un estudio a nivel provincial que sitúa a Balears, junto a Lleida, como las provincias donde más pruebas se están haciendo a pacientes sospechosos de haber contraído la Covid. Se la hacemos al 91% de los pacientes sospechosos y tan solo el 1% salen positivos. Somos unas de las regiones donde más exhaustivamente buscamos casos de coronavirus y estamos encontrando a muchos positivos asintomáticos. Y se hace una PCR a todo paciente que se somete a un proceso asistencial, incluso sin ingreso. Porque si buscas, encuentras.

P¿Qué otras prohibiciones guardan en cartera y ante qué situaciones las impondrían?

R Contemplamos lo mismo que se hizo en el proceso de desescalada, pero en sentido contrario. En caso de que tengamos brotes masivos comunitarios difíciles de controlar, volveremos a restringir las actividades que reúnan a un alto número de personas en espacios cerrados donde pueda haber contactos estrechos como los cines, la restauración, el ocio nocturno o las actividades infantiles en las escuelas de verano. No debemos olvidar que en estos contagios el azar juega un papel muy importante, pero son las conductas irresponsables las que hacen más fácil contagiarse. Un solo caso puede provocar un brote importante, por eso hay que poner las medidas para que no ocurra. Y estamos viendo que en los territorios que relajaron las medidas demasiado pronto ahora están peor que en el pico anterior. Y una vez que vuelves a los contagios comunitarios hay que tomar medidas más drásticas.

P ¿Qué van a hacer para prevenir una próxima campaña de gripe a la que se sume este SARS?

R Vamos a hacer una campaña de vacunación de la gripe muy potente comprando más dosis y se están buscando marcadores que nos permitan diferenciar cuándo estamos ante un caso de Covid-19. Aumentaremos la capacidad de diagnóstico con PCR y seguiremos insistiendo en las medidas de seguridad que también nos protegerán contra la gripe. Al final, además de la preparación del sistema sanitario, será muy importante la responsabilidad personal.

Compartir el artículo

stats