En esta época de cenas, comidas y reuniones familiares, a más de uno le ha tocado poner su casa para poder juntar a abuelos, tíos, padres, suegros y primos.

Esta situación puede resultar algo abrumadora ya que pone presión tener la casa perfecta para cuando lleguen. Por eso, te explicamos qué cosas y zonas son las imprescindibles para no dejar de lado el orden y la limpieza en tu cena de Nochevieja.

El recibidor

Lo primero que van a ver tus invitados al llegar a casa es el recibidor, por lo que, lo ideal sería que lo tuvieras en buenas condiciones. Si tienes algún mueble donde dejas los trastos cada vez que entras pon la puerta, coloca cada cosa en su sitio y quita el polvo. A continuación asegúrate de barrer y fregar el suelo (aunque te recomendamos que lo hagas en toda la casa) y revisa que todo esté en su sitio. Cuando acabes, podrías encender una vela y colocarla encima del mueble para que genere un ambiente cálido y de buen olor.

Baños

Este será una de las estancias que sí o sí será visitada por alguno de tus familiares o amigos por lo que, al ser un lugar íntimo y que se utiliza para lo que se utiliza, tiene que estar en las mejores condiciones de limpieza. Desinfecta el inodoro, el lavabo, quita el polvo de las estanterías o muebles, si es que los tienes y deja bien reluciente el espejo.

Cocina

La cocina, sobre todo si eres la persona que va a preparar los platos, va a estar llena de gente hablando y bebiendo los instantes previos a la cena. Tanto para no estresarse como para que se vea en condiciones salubres a los ojos de tus invitados, lo ideal sería que limpiaras bien la encimera, fregaras los platos y cacharros que hayas utilizado y los guardaras en su sitio. Un espacio donde se prepara la comida que van a ingerir otras personas siempre debe verse limpio.

Sofá

Tanto antes como después de la cena, muchos de los invitados querrán sentarse en el sofá para ver la televisión y, sobre todo, para ver las campanadas. También puede que algún niño de la familia se tumbe para dormir. Por eso, retira la funda y métela en la lavadora aunque si no te da tiempo, siempre puedes ir a una lavandería para hacer el lavado y el secado más rápido. En el caso de que sea una tela que lo cubre, lávala y aspira la parte interior y exterior del sofá.

Nevera

Es probable que nadie se atreva a abrir la nevera sin tu permiso ya que siempre se ha dicho que es de mala educación pero nunca se sabe. Por eso deberías tirar la verdura y fruta que está en malas condiciones, las sobras de hace varios días que ya no se pueden comer y retirar todo para desinfectarla con un espray o limpiarla con un estropajo si fuera necesario.

Vajilla, cubertería y manteles

Si vas a sacar la vajilla buena que tienes guardada todo el año, asegúrate de limpiarla bien antes de servir la comida. Tendrás que ponerte un buen rato para tenerlo todo listo, además de los cubiertos y, sobre todo, meter el mantel en la lavadora.

Horno

Utilizar este electrodoméstico es casi obligatorio y es que la mayoría de las familias cenamos recetas que necesitan un toque de horno o que se cocinan en él. Por eso, aunque no te importe hacerte una pizza en tu horno, que está algo sucio, este es el momento para ponerte a limpiarlo.