Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los Birkenstock compran una casa en Andratx por 16 millones

Los herederos de esta famosa marca de sandalias han adquirido la mansión que pertenecía hasta ahora al inversor Clemens Veder - La finca se llama Es Coll Baix y tiene 50.238 metros cuadrados

Vista áerea de la finca Es Coll Baix, adquirida por los Birkenstock. | Y.O.

Los Birkenstock, herederos de una de las marcas de calzado más conocidas de Alemania, han adquirido una lujosa mansión en el municipio de Andratx por 16 millones de euros. La operación se ha producido días después de que los hermanos Alex y Christian Birkenstock, con una fortuna estimada en 1.700 millones de dólares cada uno, se convirtieran en multimillonarios tras acordar la venta de una participación mayoritaria en su empresa, de hasta el 70 por ciento del negocio, a L Catterton, el holding familiar de Bernard Arnault, el hombre más rico de Francia.

Los hermanos Birkenstock, cuya marca está presente en más de cien países, entre ellos España −cuenta con tienda propia en la calle del Sindicat de Ciutat desde hace unos años−, han cerrado la operación de esta mansión con su anterior propietario, el inversor financiero alemán Clemens Vedder, también conocido por su faceta de mediador en casos como el de Bayer Schering, el de Ergo Insurance Group y sus exempleados o la disputa legal que enfrentó en 2012 a Deutsche Bank y los herederos de Kirch.

La nueva propiedad de Alex y Christian, que cuentan con un tercer hermano, Stephan, que vendió su participación en la empresa Birkenstock en 2013, está situada entre Andratx y el Port d’Andratx. Está estructurada en dos plantas de altura, con vistas a la bahía, y cuenta con un helipuerto (pista de aterrizaje para helicópteros), un hammam o baño turco de catorce metros, piscinas, amplio jardín y, repartidos por sus paredes, numerosos retratos de Helmut Newton, uno de los fotógrafos más importantes del siglo XX, conocido por sus desnudos femeninos y sus imágenes cargadas de glamour y seducción.

Conocida como Es Coll Baix, la finca presenta una superficie de 50.238 metros cuadrados y se halla atravesada por un camino público que discurre de sur a norte.

A la derecha, Alex Birkenstock. | API (C.) MICHAEL TINNEFELD

Unas sandalias con historia

Las sandalias Birkenstock suman casi 250 años de historia y encuentran sus orígenes en la ciudad alemana de Langen-Bergheim, cuyos registros eclesiásticos identifican en 1774 a Johann Adam Birkenstock como «súbdito y zapatero».

La empresa Birkenstock empezó su expansión mundial en los años 60 del siglo pasado. El primer modelo de sus características sandalias recibió el nombre de Madrid y tenía una plantilla profunda y flexible, hecha de corcho y látex, ideal para hacer ejercicio. Pronto el imperio se instaló en Estados Unidos aunque vivió algunos momentos difíciles, como en 2003, cuando la ex esposa de Christian, Susanne, decidió lanzar una marca de zapatos rival llamada Beautystep que acabó en una sonada batalla legal.

Entre las numerosas celebridades que calzan unas Birkentstock se encuentra la empresaria, diseñadora y modelo estadounidense Kylie Jenner. Las suyas son unas sandalias exclusivas, «las más exclusivas jamás confeccionadas», y llevan por nombre Birkinstock. Su precio oscila entre los 36.000 y los 76.000 euros.

Compartir el artículo

stats