El conseller de Educación y Formación Profesional, Martí March, ha propuesto este jueves en la Mesa Sectorial de Educación transporte escolar para todo el alumnado de las islas a partir de tres años.

March ha asistido este jueves a la Mesa Sectorial de Educación para tratar los borradores de dos decretos que formen parte del desarrollo de la Ley de Educación de las Illes Balears (LEIB) y la resolución sobre la dotación de plazas docentes con perfil educativo, ha explicado la Conselleria en un comunicado.

El responsable autonómico ha hecho hincapié en la importancia del Decreto de Transporte Escolar ya que "la Conselleria asume el transporte del alumnado de 3 a 6 haciéndola obligatoria, también asumimos el de los centros de educación especial que casi todos son concertados excepto uno, también el del alumnado que la Conselleria escolariza en un concertado porque en el público no hay plazas y abrimos una serie de alternativas en la postobligatoria, es decir, en FP y Bachillerato”.

Ha añadido que se trata de diferentes medidas para llegar progresivamente a la gratuidad en el transporte escolar y ya se ha previsto un incremento de presupuesto para el año que viene destinado a cubrir estos gastos.

El borrador de Decreto que regula el transporte escolar que ha presentado incorpora el reconocimiento al derecho del servicio de transporte escolar al alumnado de segundo ciclo de educación infantil, al que cursa ciclos formativos de grado básico en centros públicos y a los alumnos escolarizados en centros concertados de educación especial.

También regula el uso del servicio de transporte para los alumnos de enseñanza postobligatoria en centros públicos no universitarios.

Las modalidades que prevé el borrador son las rutas de transporte escolar como las que hay actualmente, los convenios de colaboración con consells insulares, entidades locales y asociaciones de familias y las ayudas al transporte escolar.

En el caso del alumnado de 3 a 6 años y alumnado de centros de educación especial, supondrá ampliar las plazas de las licitaciones de las rutas de transporte escolares habituales, por lo tanto, será efectiva a partir de la finalización de los contratos vigentes.

En el caso del alumnado postobligatorio se producen diferentes escenarios, como cuando hay plazas vacantes en los rutas contratadas para alumnado de nivel obligatorio el alumnado de nivel postobligatorio podrá ocuparlas sin ningún coste. El alumnado de nivel obligatorio tienen preferencia.

También se plantean casos en que existe una necesidad de transporte escolar que no se puede cubrir por líneas regulares o por otras circunstancias autorizadas. En estos supuestos se podrán formalizar convenios con los Consells, ayuntamientos o mancomunidades de municipios, con el fin de ampliar plazas a rutas ya existentes o utilizar otras fórmulas.

Excepcionalmente, en casos de imperiosa necesidad, también se podrán formalizar convenios para el transporte de alumnado de educación básica a centros concertados cuando no haya plazas de escolarización públicas en su municipio de residencia y el transporte escolar público cuente con vacantes.

Desde la Conselleria han incidido en que las administraciones tienen que promover actuaciones para facilitar el acceso gratuito al transporte público de los estudiantes postobligatorios en municipios diferentes de su localidad de residencia cuando esta no dispone de la oferta educativa que cursan.

Por otro lado, también se ha tratado la propuesta de resolución que regula el procedimiento para convocar comisiones de servicios para la dotación de plazas docentes con perfil educativo en los centros públicos no universitarios dependientes de la Conselleria.

Su fin es facilitar que los centros públicos puedan proponer un determinado número de plazas docentes de la cuota de profesorado vinculadas a la aplicación de aspectos significativos de su proyecto educativo.