DTO ANUAL 25,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

PSOE y Podemos hacen avanzar la reforma de las herencias en vida de Baleares

El Congreso tumba las enmiendas para sacar los pactos sucesorios de la ley antifraude y queda ahora en manos del Senado

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, impulsora de la reforma junto a Armengol en el Consolat

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, impulsora de la reforma junto a Armengol en el Consolat

El Congreso ha aprobado este martes la nueva ley antifraude y, con ella, la reforma de las herencias en vida de Balears. PSOE y Podemos han tumbado con sus votos las enmiendas presentadas para sacar de la ley los llamados pactos sucesorios propios del derecho civil de las islas, así como de Cataluña y de Galicia. PP, Cs, ERC o PDCat han denunciado que se trata de «un misil a la línea de flotación del derecho civil propio». Ahora, la reforma queda en manos del Senado.

La Comisión de Hacienda del Congreso llevó ayer a votación el texto final de la Ley Antifraude, en la que el Gobierno ha incluido la reforma de las herencias en vida de Balears, al entender que en algunos casos se simula la herencia para vender el bien y tributar menos por la ganancia en IRPF, defraudando, de este modo, al fisco.

La reforma, que tras rechazarse las enmiendas presentadas queda incluida en este primer texto de la ley, establece que cualquiera que haya adquirido un bien a través de un pacto sucesorio, si lo vende antes de la muerte del donante, pague lo mismo en concepto de IRPF que si lo hubiera vendido el donante, tributando sobre la ganancia con respecto a cuando se compró el bien. 

PP o BNG han presentado enmiendas para sacar la reforma de la ley denunciando que «se criminaliza a quien utiliza una figura del derecho civil propio». Pese a que las enmiendas contaron con el apoyo de Ciudadanos, Vox, ERC o el PDCat, sus votos fueron insuficientes frente a los de PSOE, Podemos, PNV y PRC. Las enmiendas han caído por 17 votos a favor a 19 en contra.

«Si prospera esta redacción será un ataque frontal a las competencias de las comunidades», denunció el diputado gallego Javier Bas desde el PP, que señaló que «que un heredero venda no es un síntoma de fraude fiscal, sino de necesidad de liquidez». Desde ERC, Joan Margall, ha tildado la reforma de «misil a la línea de flotación del derecho civil propio de Cataluña y Balears», mientras que el diputado del PDCat Ferran Belha criticado que lo que hace se hace es «matar moscas a cañonazos».

Habrá enmiendas en el Senado

«El PP no está defendiendo el derecho civil propio porque no se ataca el derecho civil propio», ha defendido la socialista Elena Blanquer, que ha señalado haber intentado transaccionar el texto, pero que «no ha habido ningún interés por parte del PP en acercar posturas».

Ahora, la ley antifraude y la reforma de las herencias en vida ha sido enviada al Senado, donde se prevé que el PP vuelva a presentar enmiendas, y que lo haga también el senador de Més, Vicenç Vidal, partido que ha criticado, como El Pi, la reforma en las islas. Con el diferente equilibrio de fuerzas no está claro cuál será el resultado al votarse en el Senado.

Compartir el artículo

stats