Fernando Gómez de la Cuesta, coordinador general de Cultura y Artes Visuales en Palma: «Las cosas no se han gestionado bien»

Entre otros proyectos, Gómez de la Cuesta quiere impulsar una programación anual y «de mayor calidad» en el Casal Solleric

Fernando Gómez de la Cuesta, coordinador general de Cultura y Artes Visuales en Palma

Guillem Bosch

Montse Terrasa

Montse Terrasa

Fernando Gómez de la Cuesta (Córdoba, 1976) fue nombrado hace unos 60 días coordinador general de Cultura y Artes Visuales en el Ayuntamiento de Palma, el mismo tiempo que llevaba cuando fue destituido como director de la Fundació Palma Espais d’Arts en 2016, cuando gobernaba la izquierda, según menciona él mismo. En esta nueva etapa, nombrado por el PP, afirma que pondrá todas sus ganas en desarrollar el tejido cultural de la ciudad.

¿Cuál es su diagnóstico del panorama cultural de Palma?

Venimos de una época complicada, pero desde mi perspectiva personal creo que las cosas no se han gestionado bien en lo que a cultura se refiere, y nosotros vamos a trabajar de manera constructiva y positiva, mirando hacia adelante, tratando de implementar todas aquellas cosas que consideramos necesarias y de dotar a la ciudad de la programación cultural que se merece.

¿Qué objetivos tiene?

Empezando por artes visuales, el edificio que se tiene que poner en valor, con una programación adecuada a sus características, su ubicación y a lo que había sido su historia, es el Casal Solleric. Creo que se le tiene que dotar de una programación más continua, pero sobre todo de mayor calidad. Se tiene que incorporar el talento local y también el nacional e internacional. Se tiene que reforzar su actividad con detalles tan sencillos como presentar la programación anualmente. Me parece muy contradictorio, para un centro de arte de una gran capital europea, tener muchas dificultades para saber cuál será la siguiente exposición. Parece una obviedad, pero en este caso no ocurre y creo que es importante. También se tiene que hacer una intervención sobre el propio edificio.

El coordinador general de Cultura repite experiencia en la gestión municipal.

Gómez de la Cuesta repite experiencia en la gestión municipal. / GUILLEM BOSCH

¿Y en cuanto a la cultura en general?

Tenemos que deslocalizar la cultura de los centros y llevarlas a zonas que son más inusuales para recibir programación cultural. Ya hemos empezado con Cinema a la fresca y va a ser uno de los puntos de apoyo de las políticas culturales que se quieren emprender.

"Los espacios expositivos de la ciudad han permanecido bastante estáticos y creo que se ha avanzado muy poco

¿Va a recuperar el proyecto que tenía en su anterior etapa en Cort? ¿Está vigente?

El proyecto va a sufrir adaptaciones, es un proyecto con el que yo gané un concurso, con un jurado completamente independiente y que luego no se me dejó desarrollar. Me gustaría decir que tendría que cambiar todo el proyecto, pero la realidad es que no tanto, se tiene que adaptar en algunas cuestiones, pero hay muchas de las ideas que estaban pendientes de hacer y que en estos años no se han realizado. Los espacios expositivos de la ciudad, en general, han permanecido bastante estáticos y creo que se ha avanzado muy poco. Yo creo que la construcción cultural es multidireccional y el que diga que es unidireccional debería poner en cautela si de lo que está hablando es de creación y de cultura. Nosotros debemos procurar los medios adecuados para que se produzca esa expansión. Y uno de ellos es dotarlo de medios, de recursos, pero también activar, hacer una programación de calidad, constante.

¿Eso falló en la anterior etapa?

Bueno, la anterior experiencia aquí fue fallida por muchas cosas. Yo no me sentí ni apoyado ni querido, no sé exactamente los motivos. Y ahora me siento apoyado, querido y con un proyecto común que desarrollar ilusionante y apasionante

¿Cómo acabó ese asunto?

Yo, a día de hoy, todavía desconozco muchos entresijos de todo aquello. Sé que lo que consta es que a mí se me cesó por pérdida de confianza. No hay expediente administrativo de ningún tipo en el que conste otra cosa y que haya culminado.

La legislatura ha comenzado con una polémica por la obra ‘Nua’. ¿Van a reprogramarla?

Desde el principio se iba a reprogramar. Hay una serie de malentendidos, que realmente nos supieron muy mal. Hubo unas acusaciones de censura, y es una obra que trata sobre trastornos alimentarios y creemos que la censura no tiene lugar ni cabida de ninguna manera... Es un tema que aborda algo que nos preocupa a todos muy directamente, quizás a los que somos padres aún más, y no entendimos la polémica. Nosotros hemos encontrado unos presupuestos agotados, no con todos los espacios programados y eso es una dificultad añadida porque programar lo que queda de año sin presupuesto es complejo.

"Para la Nit de l’Art, pensamos programar una propuesta de creación contemporánea que anunciaremos en breve

¿Qué uso se dará a Can Balaguer?

Es un espacio muy interesante, que tiene que estar conectado, en primer lugar, con una dirección general de Interpretación y Patrimonio, que tenemos, y que va a utilizar Can Balaguer como centro neurálgico de una serie de itinerarios que van a interpretar esa ciudad desde puntos de vista muy diverso. Otra cosa que queremos hacer tiene que ver con las artes decorativas. Hay colecciones privadas muy importantes que no han sido visibilizadas y consideramos que es un espacio idóneo para visibilizar este tipo de colecciones que tienen que ver con ese patrimonio mallorquín tan potente. Y una tercera línea es incorporar el arte contemporáneo a esos espacios, que son muy inspiradores para los artistas, muy peculiares...

¿Puede avanzar algo?

Para la Nit de l’Art, pensamos programar una propuesta de creación contemporánea que anunciaremos en breve. Nos ha sorprendido la falta de hábito en programar propuestas en los hitos de programación artística que tiene la ciudad, que vienen de la mano de la asociación de galerías Art Palma. Tenemos un Art Palma Brunch, un Art Palma Summer y, sobre todo, una Nit de l’Art que activan la ciudad, que nos ponen en ‘modo arte’. Nosotros vamos a activar esos espacios en consonancia a esas propuestas, aprovechar el flujo de espectadores, los invitados, la gente interesada en arte contemporáneo que viene en esas fechas y ofreceremos algo. Como la mayoría de espacios nos los hemos encontrado programados, vamos a utilizar otros no tan usuales.

¿Cómo cuáles?

Pues el patio de Can Balaguer, el patio del Solleric. Vamos a activar el showcase, que es la vitrina que hay en la fachada principal de este casal, también la balconada, que la vamos a ofrecer a un artista para que haga una intervención, vamos a programar el aljibe y vamos a intentar unirnos a esa fiesta del arte.

¿Qué pasará con el CAC ses Voltes?

Estamos estudiando las posibilidades, que incluyen ese espacio u otros para llevar a cabo un centro de creación como merece la ciudad.

"Hay que acertar muy bien dónde se invierten los dineros públicos, hay que tratar de que sean lo más eficaces posibles

El alcalde quiere reconvertir en espacios culturales el centro oceanográfico y Can Serra. ¿Qué hay sobre esto?

Tenemos encima de la mesa todos estos equipamientos, se están valorando opciones, hay estudios hechos, estudios por hacer y estamos viendo las diferentes posibilidades. Hay edificios, hay equipamientos municipales, pero hay que acertar muy bien dónde se invierten los dineros públicos, hay que tratar de que sean lo más eficaces posibles.

Sobre el presupuesto para el próximo año. ¿Habrá aumento?

Me voy a esforzar muchísimo por conseguir que sea un aumento que sea percibido por la ciudadanía porque el equipo de gobierno tiene la cultura como una de las piedras angulares del gobierno de la ciudad. Entiendo que va a haber una apuesta. Se está trabajando para que Cultura tenga ese incremento

Un museo de arte en el edificio de Gesa. ¿Lo ve factible?

Lo veo factible y creo que sería una gran aportación para la ciudad por aquello de intentar entrar en contacto con proyectos internacionales que quieren tener sede en la ciudad. Lo primero es hablar con la propiedad. Creo que puede ser una gran aportación a la ciudad si viene acompañada de un proyecto internacional y de un capital que apoye, y que ese proyecto recoja la incorporación de nuestro tejido, de nuestro talento, de esas personas que allí pueden tener una puerta de acceso a exponer, a talleres, a entrar en programaciones nacionales e internacionales, a que su obra se pueda visibilizar.

¿La idea sería llegar a un acuerdo con la propiedad, para que sea una iniciativa pública-privada?

Lo primero es llegar a un acuerdo con Endesa. Hasta que no se sepa en qué términos se desarrolla ese acuerdo, es difícil saber qué se puede hacer.

¿Han iniciado conversaciones con Endesa?

Ha habido tomas de contacto.

¿Qué otro proyecto destacaría?

Como proyecto de legislatura, el de crear un museo de interpretación de la ciudad, un proyecto que va a estar liderado desde la dirección general de Patrimonio e Interpretación que lleva Pilar Ribal. Como gran capital europea de la cultura que tenemos el objetivo de ser, tenemos que tener ese museo, que intermedie la ciudad con nuestros visitantes y con la gente que es residente.

¿Tiene que ver con el proyecto de rehabilitación de las Torres del Temple?

Las Torres del Temple, como elemento patrimonial significado tendrá que ver, pero se están valorando otras opciones que pertenecen más al centro de la ciudad, a las entrañas del entramado urbanístico.

¿Consideraba prioritario incluir categorías en castellano en los Premis Ciutat de Palma?

Lo que considero es que nosotros tenemos que procurar las máximas oportunidades y aportar el mayor número de recursos, económicos también, a la cultura y a la creación. Si mantenemos todas las dotaciones de todos los premios, mantenemos todos los premios tal cual estaban y generamos dos nuevos premios, con nuevas dotaciones, creo que estamos cumpliendo con una de nuestras misiones, que es ofrecer el máximo número de posibilidades y dotar del máximo de recursos.

Política lingüística entre en sus competencias ¿Qué plantea para este departamento?

Estamos estableciendo un plan de acción que incluya las bibliotecas, determinadas líneas de actuación, por la novedad que tiene la incorporación a esta regiduría. Para nosotros es una prioridad, sin ninguna duda.

¿Van a aprovechar que en Palma haya una escuela universitaria de Bellas Artes?

Se tiene que aprovechar, todavía no se ha consolidado ningún tipo de relación interinstitucional, pero yo creo que es una gran noticia que un contexto como el nuestro, con tantos artistas y tantas posibilidades para el arte contemporáneo, haya una escuela universitaria de Bellas Artes. Lo que no puede ocurrir es que los espacios que están consagrados a la creación de arte contemporáneo no mantengan una relación fluida y positiva para ambas partes. La reunión con Adema la tenemos en septiembre y, a partir de ahí, plantearemos colaboraciones.