Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

PRIMERA DIVISIÓN

El Mallorca se hará cargo de la ficha de Kubo pero no pagará por su cesión

La entidad bermellona abonará los dos millones que cobra el futbolista japonés por una temporada

Take Kubo, hace dos temporadas, en un partido del Real Mallorca frente al Getafe.

El regreso de Take Kubo al Real Mallorca está a punto de cerrarse. En las próximas horas, y si nada se tuerce, el Real Madrid hará oficial la cesión del jugador nipón al conjunto bermellón. Las cifras sobre la operación han bailado en las últimas horas, pero el Mallorca tiene claro que no se hipotecará por el préstamo del futbolista.

La entidad rojilla se hará cargo de la ficha del jugador, una cantidad que asciende a los dos millones de euros brutos, pero no pagará nada, en ningún caso, por la cesión del futbolista, una cifra que se especula podría rondar los dos o tres millones de euros.

Así pues, para que dicha operación sea posible, ha tenido mucho que decir el jugador japonés. Tras cerrar su participación en los Juegos Olímpicos, Kubo se puso en contacto con el Real Madrid para expresarle sus preferencias, viendo en el Mallorca el mejor destino para sus intereses futbolísticos.

El japonés Take Kubo, a un paso de regresar al Real Mallorca. DM

Cabe recordar que la pasada temporada, Take vistió durante media campaña la camiseta del Villarreal. En esa ocasión el club presidido por Fernando Roig pagó 3 millones de euros por conseguir el préstamo del centrocampista blanco y además se encargó de pagar los dos millones de euros brutos de su ficha. En aquella ocasión el Real Madrid también buscó el bien del futbolista sobre sus intereses económicos, ya que el club blanco llegó a tener sobre la mesa ofertas millonarias llegadas del extranjero por el jugador nipón que acabó desestimando.

Sin embargo Kubo no dispuso sobre el verde de los minutos suficientes y en el mercado invernal decidió poner rumbo a Getafe, donde tampoco gozó de protagonismo. Este verano el Real Madrid ha buscado salido al jugador japonés, intentando siempre prevalecer la Liga española sobre cualquier oferta llegada del extranjero.

La Real Sociedad se posicionó en primer lugar para lograr el préstamo del jugador, hasta que el Real Mallorca entró en la pelea por hacerse con los servicios del futbolista. Esto provocó un punto de inflexión en las negociaciones, mientras otros clubes como el Espanyol o el Levante se mantenían expectantes a los acontecimientos.

Kubo aterriza hoy en Madrid, tras su participación en los Juegos de Tokio, donde ha sido una pieza muy importante en su selección, anotando tres goles y dando una asistencia. El futbolista japonés, que está dispuesto a renunciar a sus vacaciones por empezar ya a ejercitarse, quiere cerrar cuanto antes su futuro y empezar a trabajar ya con sus nuevos compañeros. De cerrarse la operación con el Mallorca, Kubo ya tendrá mucho ganado, pues conoce a más de la mitad de la plantilla. 

Compartir el artículo

stats