Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fent i desfent

A partir de 2023, los hoteles deberán instalar camas elevables

Así son las camas elevables que exigirá la nueva ley que prepara el Govern G. Bosch

Fent | Camas elevables para hoteles con doble uso

Querida. Al parecer nuestra inefable Francina Armengol quiere que nuestros hoteles tengan un parecido a los hospitales con aquello de las camas elevables. No me imagino la cara que se le puede quedar al turista borrachuzo que venga a Magaluf a su desenfreno anual y se encuentre una cama que se parece más a la de un hospital que a la de un establecimiento hotelero. Será quizás que la Armengol tiene un haz de clarividencia hacia el futuro. Pensará que nuestra planta hotelera quizás pueda convertirse en hospital de campaña en la próxima pandemia y, si ya tenemos camas elevables, ya no hará falta recurrir tanto a la improvisación para convertir los hoteles en centros hospitalarios. Quizás también sean los remordimientos que tiene nuestra presidenta que durante esta larga pandemia ha sido incapaz de crear una sola cama hospitalaria nueva para resistir mejor los envites del coronavirus. Armengol ha preferido las restricciones y tenernos encerrados en casa que hacer lo que debería. Por cierto, ¿qué me dirás de su ida a la peluquería con motivo de Fitur? Esos rulos... ¡Desde Sóller con amor!

Desfent | Mirar por un colectivo como son las kellys

Querido, sinceramente, que sea la última vez que decides por tu cuenta el tema de debate. ¿Sabes que es el consenso? Intuyo que no. Te aviso que la visita del dichoso virus por mi casa me ha dado una dosis de sinceridad que puedes salir escaldado. Así que espero que tu patinazo imponiéndome el tema sea como consecuencia de la dosis de refuerzo que te han puesto. Menos mal que esta vez te has comportado y no has montado ningún show por tu miedo a las agujas. Y lo siento, cariño, pero no me voy a meter con Armengol por presentar una ley turística que mira por un colectivo como son las Kellys. Así que me parece genial que los hoteles tengan que instalar camas elevables para reducir las patologías de las veinte mil camareras de piso que trabajan en las islas. Hablando de patinazos, y como soy más de las fiestas populares, si algo debo recriminarle a la presidenta es la poca rima que tenía su glosa de Sant Antoni, así que si quiere presumir de gloses que lo deje en manos de los entendidos que por suerte en la isla tenemos muchos. ¡Desde Sant Joan con amor!

Compartir el artículo

stats