Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Identifican los restos de Antoni Company Oliver, víctima del franquismo

Tras hallar sus huesos en el cementerio de Porreres el pasado mes de febrero, una prueba de ADN de un familiar directo ha revelado su identidad

Trabajos de exhumación en el cementerio de Porreres.

Los restos del llucmajorer Antoni Company Oliver han sido identificados gracias al análisis genético de los huesos hallados en las fosas de Porreres el pasado mes de febrero. Con Company Oliver, ya son 18 las víctimas de la represión franquista localizadas en el cementerio porrerenc

Según el informe ejecutado por el laboratorio BIOMICs de la Universidad del País Vasco, la identificación se ha llevado a cabo a través de una muestra ósea de los restos que ha sido comparada con otra de ADN de un familiar directo, «dando como resultado una identificación positiva».

Cabe recordar que los huesos de Antoni Company Oliver fueron hallados en febrero de 2021, dentro de la segunda fase de excavaciones y exhumaciones del cementerio de Porreres, incluida en el Plan de Fosas 2018-2019 aprobado por la Comisión Técnica de Fosas y Desaparecidos del Govern. Su identificación se suma ahora a las de Miquel Pasqual Quetglas, Bartolomé Matas Alemany y Jordi Colom Estarellas, localizados en la fosa número 11 e identificados el pasado mes de octubre.

Según recordó ayer el Govern en una nota, en el cementerio de Porreres se han recuperado 114 víctimas de la represión franquista, 49 en la campaña de 2016, y 65 durante las últimas excavaciones. De estas, 14 víctimas fueron identificadas y devueltas a sus familias a partir de los trabajos realizados en 2016; y de la segunda intervención se han identificado a cuatro más.

Zapatero de profesión, estaba casado y tenía una hija

Antoni Company Oliver, natural de Llucmajor, era zapatero y encargado de la cooperativa La Hormiga. Estaba casado y tenía una hija, Jerònia.

El 15 de febrero de 1937 (en plena Guerra Civil) fue detenido mientras trabajaba en la fábrica por un grupo de falangistas de Llucmajor, que lo condujeron a la Creu de Porreres donde fue asesinado. Su familia fue una de las que recibió el 29 de octubre de 2021 el certificado de víctimas del franquismo que entregó el Govern a 124 familiares de personas asesinadas en las islas. En aquel momento su bisnieto hizo pública una carta a su bisabuelo dentro del proyecto ‘Memorial de la Palabra’ impulsado por la dirección general de Memoria Democrática que rezaba: «En silencio, sin una palabra más alta que otra, te seguimos buscando. No olvidamos fácilmente una injusticia como la que se cometió contigo ni a la gente como tú, hacía algo mejor el mundo con ideales legítimos para un obrero, del gremio del zapato. Nosotros no queríamos ser héroes ni víctimas por tu desgraciada muerte y de alguna manera hemos sido. ¿Cabeza alta? ¡Siempre! ¿Qué mal hiciste? No puede ser de otra manera».

Compartir el artículo

stats