Suscríbete 1,5 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Música

Torrens se despide de los 'xeremiers' tras 25 años de 'trobades' en sa Pobla

El encuentro anual y la feria de luthiers, con su muestra de instrumentos, ocupará hoy la plaza

Antoni Torrens ante la 'geganta' de sa Pobla. Joan Payeras

Sa Pobla fue un municipio pionero en la organización de un encuentro de xeremiers. Hace 25 años que se celebra.

Antoni Torrens Gost (sa Pobla 1937) farmacéutico jubilado y activista cultural en activo fue su principal impulsor entre otras muchas propuestas culturales. Ahora ha decidido ir alejándose de estar al frente de la organización de alguna de sus iniciativas, como la Trobada de Xeremiers, que se celebra hoy.

Primera edición

El balance de estos 25 años ha sido positivo, "los buenos objetivos alcanzados, impensables para mí cuando puse en marcha aquella iniciativa, son para estar contentos", sostiene el fundador del encuentro. Para darse cuenta de la importancia basta echar un vistazo a los 30 participantes del primer año, que figuran en el programa de 2019, algunos ya fallecidos, y a los seiscientos que figuran en el mismo con nombre y población de procedencia. "Sinceramente considero que hay sobrados motivos para estar satisfecho", considera Torrens.

Los primeros años resultaron difíciles, hasta el punto de que existió la posibilidad de su desaparición, precisamente a causa de la nula predisposición a colaborar de los propios xeremiers que había en Mallorca, que eran pocos y de avanzada edad. Ellos eran los que copaban todas las actuaciones que se organizaban en los pueblos de Mallorca y se negaban a enseñar a los jóvenes interesados en aprender. Las jóvenes generaciones de la época grababan, a escondidas, los sones en una casete, mientras los mayores actuaban para así, de oído, ir aprendiendo las notas musicales. Afortunadamente, los mayores poco a poco fueron cambiando de actitud, hasta convertirse en colaboradores de la trobada.

En estos momentos, el certamen impulsado por Torrens goza de un gran poder de convocatoria de participantes de las islas, de distintas comunidades de la península, y de distintos países de Europa.

Mujeres

También cabe destacar la presencia femenina, pues en principio solo eran tres. En toda Mallorca, las mujeres que sabían tocar eran Aina Sansó, de Manacor, y las hermanas Garí, de ses Salines, "y actualmente podemos ver cómo es numerosa la presencia femenina", explica el impulsor. Por otra parte, la trobada de sa Pobla ha propiciado la proliferación de luthiers, que hoy ya prescinden de los fabricantes de instrumentos de Cataluña y del material que les proporcionaban. Tampoco se debe olvidar que la Trobada de Xeremiers generó las trobades de gegants, hasta el punto de que hoy ya son pocas las localidades que no tengan su propia colla.

Para hoy se esperan unos 300 músicos y once luthiers que tendrán expuestos sus instrumentos y piezas en la plaza major de sa Pobla.

Relevo

Torrens considera que su labor al frente de la organización debe ir finalizando y el 25 aniversario es, para él, el momento más adecuado. "Hablé con els Xerebiols de sa Pobla y me dijeron que no se veían asumiendo esta labor, pero tal vez cambien de opinión. También hablaré con otras asociaciones locales y con el Ayuntamiento, si bien preferiría que fuera un colectivo ajeno a la administración el que se hiciera cargo de este importante evento para sa Pobla", manifiesta.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats