Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Empieza la gran reforma de Montesión

Arranca la fase de estudios previos para restaurar el interior de la iglesia, que también será intervenida arquitectónicamente junto a la parte más antigua del colegio. A partir del 20 de junio se retirarán los bancos del templo

Empieza la gran restauración de Montesión

Empieza la gran restauración de Montesión B. Ramon

Para ver este vídeo suscríbete a Diario de Mallorca o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Empieza la gran restauración de Montesión M. Elena Vallés

Uno de los conjuntos históricos más antiguos de Palma, el de Montesión, formado por la iglesia y la parte más antigua del colegio de los jesuitas, está a las puertas de una ambiciosa restauración que engloba la arquitectura y diversos elementos artísticos de gran valor. En estos momentos, la Compañía de Jesús ha encargado a un equipo interdisciplinar de especialistas (que previamente realizó una propuesta) la elaboración de una serie de estudios que se llevarán a cabo previamente a la restauración del interior del templo, «con el fin de que luego el proyecto de intervención sea coherente y tenga base científica», argumenta el restaurador Pere Terrassa, director técnico de dichos estudios previos para la redacción del proyecto de conservación y restauración de la iglesia.

Esta fase tendrá una duración de cerca de seis meses. «Se trata de un trabajo previo primordial para una correcta intervención posterior, máxime si tenemos en cuenta que esta iglesia se empezó a construir en 1570-71. El templo ha sufrido intervenciones y cambios de planteamiento constructivo que condicionan la toma de decisiones», subraya el restaurador. «Tener un conocimiento exhaustivo de materiales y de técnicas utilizadas es primordial para poder plantear una restauración que garantice la futura conservación del bien. Las intervenciones han de ir más allá de la parte estética y deben conseguir que el bien que nos ha llegado hoy en día pueda llegar a las generaciones posteriores», abunda.

La de Montesión es una iglesia «con una decoración muy rica, con relieves y policromías en muros y bóvedas, así como retablos y otras piezas de interés en las capillas laterales». A destacar, el presbiterio, con un retablo mayor que es una joya y una pieza importante en la retablística mallorquina. Según Marià Carbonell, esta obra barroca fue trazada y en parte ejecutada desde 1607 por el milanés Camillo Silvestre Parrino. Las tallas de santos se deben a Nicolau Roig. Es un mueble majestuoso y de vocación clasicista. El segundo punto fuerte de la intervención serán las pinturas murales de las bóvedas.

«Este encargo lo recibimos hace algunos meses y forma parte de un proyecto más amplio que está dirigido por el arquitecto Guillermo Reynés (GRAS)», relata Alfredo Claret, gerente del taller de restauración Xicaranda. «Todos los trabajos que se realizarán forman parte de una intervención integral en el edificio que va a resolver también las patologías estructurales que presenta y los problemas de humedades», indica.

9

Así es la impresionante iglesia de Montesión, que se someterá a una restauración.

La iglesia es el templo del colegio jesuita más antiguo del mundo y que sigue operativo donde se fundó. También es el santuario donde está enterrado San Alonso Rodríguez, un personaje histórico capital en Montesión y la Compañía de Jesús. 

El estudio histórico-artístico, que corre a cargo de Marià Carbonell y Concepció Bauçà de Mirabó, «nos va a proporcionar una primera idea de las bases constructivas y de las intervenciones y artistas que hayan dejado su huella en el templo. La documentación fotográfica y el 3D (Jaume Gual, Francisco Bergas y Joan Gual) es una herramienta muy útil para medir el alcance real de los daños, porque en un espacio tan amplio se pierde el concepto de dimensión», apunta Terrassa, quien advierte que la rehabilitación arquitectónica y la restauración de la decoración interior van de la mano en un edificio de estas características. «Hemos de poder relacionar los daños que vemos en la epidermis interior con los daños estructurales».

Los análisis químicos de los materiales los realizará GEA Asesoría Geológica. «Nos darán información científica exacta del tipo de pigmentos y aglutinantes empleados y de las diferentes estratigrafías. Son estudios que ayudan a identificar las policromías originales y su estado de conservación, qué procesos de limpieza y consolidación son más idóneos, etc.», indica el restaurador. «Estos análisis son esenciales para garantizar el respeto al original y para que la intervención sea satisfactoria evitando un falso histórico», subraya. Con toda la información recabada, el equipo dirigido por Pere Terrassa y con el asesoramiento de Mabel de Rojas, redactará un proyecto completo de intervención que se presentará a la Compañía de Jesús, que es quien financiará todos los trabajos. 

«Es una iglesia que ha estado muy viva durante muchos siglos. A primera vista se pueden observar muchos repintes, añadidos y cambios de proyecto, así como humedades, degradaciones en la piedra, grietas... Es una iglesia que ha sufrido muchas intervenciones a lo largo de su historia y con esta restauración lo que se pretende es unificar criterios con base histórica y científica», concluye Terrassa.

Desde el colegio explicaron que a partir del 20 de junio, cuando terminen los conciertos programados, se procederá a la retirada de los bancos de la iglesia para iniciar esta primera fase de la restauración.

Compartir el artículo

stats