Los alumnos de institutos de Mallorca se han puesto falda para ir a clase. Todos. Chicos y chicas. Sin discriminación alguna. Pues de eso se trata, de no discriminar. Estudiantes del IES Son Ferrer, IES Calvià e IES Sineu, entre otros, han querido sumarse a una iniciativa que se organizó en redes sociales y cuyo fin es acabar con la desigualdad entre géneros y la homofobia.

Todo empezó cuando un chico de Bilbao llamado Mikel publicó en su cuenta de Twitter que habría sufrido bullying por ponerse una falda para ir a clase. En un vídeo explica que, sabiendo que le iban a mirar mal, les pidió a sus amigas que también se pusieran falda. Pese a esto, sus compañeros hablaron mal de él, cuenta. En un momento determinado, le sacaron de clase para llevarle al psicólogo del instituto. Este le preguntaba "si se sentía mujer", él contestaba: "no, no me defino con ningún género, pero si tengo que definirme, soy un hombre". "Me han dicho que me quite la falda si tengo frío, solo a mí, no a ellas", confiesa.

La historia se hizo viral gracias a un chico mallorquín, Lluc Morey, que propuso el reto en su cuenta de TikTok y se hizo viral.

@_llucmoorey_

Responder a @raulmerinno no solo se trata de ir el 4 y ya... ##fyp ##foryoupage ##parati ##xyzbca ##falda ##2020 ##school ##GoForItChallenge

♬ sonido original - llucmorey06

El llamamiento llegó a los oídos de Miguel, otro joven madrileño, que decidió que aquello no podía quedar ahí. "Este chico ha decidido ir con falda al instituto porque puede y porque quiere", dijo refiriéndose al primero. Tras estas declaraciones, propuso que todo el mundo, sin importar el género, llevase el día 4 de noviembre una falda para ir al colegio, instituto o universidad.

Al llamamiento se unieron numerosos jóvenes de toda España. En Mallorca, estudiantes del IES Calvià acudieron vistiendo falda para mostrar su rechazo al bullying, el machismo y la homofobia en las aulas. El centro publicó las fotografías de los chicos y las chicas luciendo la prenda en su cuenta de Facebook.

Posted by Ies Calvià on Wednesday, November 4, 2020

El IES Son Ferrer ha querido mostrar en sus redes sociales la movilización de sus alumnos. "Nuestros alumnos, en respuesta a una noticia que han visto por las redes, donde se hacía bullying a un niño para llevar falda en la escuela, hoy han invitado a todo el alumnado y profesorado a emplear falda", han titulado. La iniciativa ha tenido muy buena acogida por parte de sus seguidores. Uno de ellos ha comentado: "¡qué grandes sois y qué gran ejemplo! Se me pone la piel de gallina".

Pero el caso de Mikel ha cruzado fronteras y ha llegado también al otro lado del charco, así en Canadá, en el Collège Nouvelles Frontières, también se han sumado a la iniciativa. Zachary Paulin, uno de los alumnos que se ha implicado en la causa, explica que "el hecho de que un niño use falda es un signo de resiliencia, solidaridad y apoyo a la batalla por la igualdad de género". Recuerda que las faldas son una forma de atacar a las mujeres por "llamar la atención" del agresor, por tanto "al usar una falda, estamos unidos y juntos contra la sexualización de mujeres, y estamos enviando un mensaje contra la masculinidad tóxica”. Paulin continúa diciendo que las faldas que numerosos alumnos se han puesto "representan la lucha contra la discriminación, la homofobia y el sexismo".