Orden judicial

En prisión los tres detenidos por el atraco de La Porciúncula

Investigan cómo obtuvieron la información de la empresa a la que robaron los 300.000 euros

12.09.2015 | 12:00

Los tres detenidos por el robo de 300.000 euros a punta de pistola cometido el pasado 24 de julio en La Porciúncula, en Palma, ingresaron ayer en prisión por orden judicial. Los sospechosos, entre ellos un agente de la Policía Nacional y otro que ya fue expulsado del cuerpo tras ser condenado por robos, fueron trasladados a primera hora de la tarde a Vía Alemania y puestos a disposición del juzgado de instrucción número 12 de Palma, en funciones de guardia. El magistrado ordenó su ingreso incondicional en prisión preventiva por un delito de robo con intimidación y uso de armas peligrosas, según informó el Tribunal Superior de Justicia de Balears.

Los tres están acusados de participar en el asalto, cometido tras simular un control policial, a los tres ocupantes de un coche que trasladaban la recaudación de una empresa de hostelería. Tras interceptar el vehículo, encañonaron a los pasajeros con una pistola y se llevaron el turismo con el dinero.

Uno de los aspectos que intentan aclarar los investigadores es cómo sabían qué coche realizaba el traslado del dinero y el recorrido que hacía. La Policía sospecha que obtuvieron la información de alguien relacionado con la empresa y mantiene abiertas las pesquisas, que podrían desencadenar en nuevas detenciones en los próximos días.

También está por aclarar el paradero del dinero robado, que según los denunciantes eran 300.000 euros. Los agentes encargados del caso han recuperado unos 20.000 en los domicilios de los sospechosos, y tratan de averiguar si el resto ha sido destinado a la compra de algún inmueble en las últimas semanas.

Las pesquisas apuntan a que el asalto habría sido planificado por Francisco A.G., un exagente de la Policía Nacional que fue condenado por liderar una banda de ladrones que entre 2002 y 2005 cometió varios robos en Mallorca, como él mismo reconoció durante el juicio. La Audiencia Provincial le impuso nueve años de cárcel, pero el Tribunal Supremo rebajó después la condena a ocho años de reclusión.

Otro de los presuntos implicados en el asalto de La Porciúncula es un agente en activo que fue expedientado hace ya varios años tras mantener algunos enfrentamientos con sus superiores. Ambos habrían actuado en connivencia con un ciudadano cubano, vecino del expolicía en Ciutat Jardí, en Palma.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine