Movilidad

Un dilema en plena calle Oms

Vecinos y empresarios opinan sobre las consecuencias que tendrá permitir el acceso a un nuevo aparcamiento privado

07.12.2017 | 13:50
Un dilema en plena calle Oms
Un dilema en plena calle Oms

Un garaje polémico. Un nuevo edificio en una de las principales vías peatonales de Palma incluye un estacionamiento particular. Pese a que la normativa así lo establezca, muchos residentes y comerciantes de la zona se han llevado una sorpresa nada grata al descubrirlo tras las vallas que tapan los bajos del inmueble. Queda por saber cómo se compaginará el acceso de vehículos con las terrazas y el trasiego de personas

Cómo se resolverá la situación en la calle Oms es toda una incógnita. Y qué pasará con las terrazas en esta vía pública si los futuros inquilinos de un edificio nuevo hacen uso de su garaje, un dilema. En esta vía peatonal muchos establecimientos han colgado en sus escaparates el cartel de '¡No Pàrquing al C. dels Oms!' Algunos se sienten engañados porque, aseguran, se había ocultado la construcción de este aparcamiento en una finca de nueva obra. Otros no muestran un rechazo tan tajante y creen que por donde pasan los vehículos de la policía o los de reparto, perfectamente pueden pasar algunos particulares...

En uno de estos negocios con terraza, su responsable, que prefiere mantener el anonimato, es una de las personas indignadas por la existencia del garaje en el bloque de pisos de lujo del número 45. "Hace 14 años que tengo mesas afuera, tendría gracia que me las hicieran quitar para que pasen cuatro coches". Este testimonio, igual que el resto de vecinos y negocios, recuerda que ha aguantado cuatro años de obras, de paso de camiones para descargar material, de ruidos desde las siete de la mañana hasta por la tarde, incluso en días festivos como el de ayer, en que los obreros continuaban con su trabajo. Aparte de la preocupación por saber qué pasará con su terraza, a esta persona le ha molestado "que no han sido honestos, porque en su web hasta hace poco ponían parquin a un minuto" y en cambio, ahora, ya anuncian "13 garajes".

Espacio disponible


La calle Oms es amplia, pero dejar espacio para que pasen vehículos y puedan acceder al garaje de este nuevo edificio implicaría que algunas terrazas tendrían que estar pegadas a la puerta de los comercios, según remarcan en este primer local.

En el Forn de Son Ferriol la noticia ha pillado de sorpresa a sus empleadas, que desconocían la polémica. Tatiana Nivelo es de la opinión que el paso de vehículos particulares les afectará: "La gente dejará de venir porque pasarán coches", deduce.

El Forn de Ca na Cati es otro de los establecimientos que monta mesas en la calle Oms. Miquel Àngel Torrens, gerente de la empresa, afirma estar del lado de los vecinos que se sienten engañados al descubrir, de repente, que el nuevo edificio cuenta con acceso a garaje y entiende su enfado por ello.

Pero por otro lado, también cree que hay que facilitar la movilidad por el centro, si se quiere tener una ciudad con vida. "Tengo un negocio en Oms, pero al mismo tiempo, creo que no se puede matar la ciudad. Es básico el tema del aparcamiento", añade el empresario.

Torrens reclama "visión de futuro" y soluciones para que a la gente le resulte cómodo y atractivo vivir en el centro. "Hay que pensar qué Palma queremos y tener en cuenta que la gente quiere comodidades", plantea.

El gerente de Ca Na Cati pone sobre la mesa otro dilema. Y tiene que ver con quienes compren una de las viviendas y tengan su aparcamiento en plena calle Oms. ¿Cómo maniobrarán en una de las vías más transitadas de Palma? Tendrán que armarse de paciencia para ello. "Es un estrés, lo pasarán mal", afirma Torrens.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook


¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine