Blog 
current news
RSS - Blog de John Gussman

El autor

Blog current news - John Gussman

John Gussman

Sobre este blog de

Noticias de actualidad, tendencias y otros.


Archivo

  • 04
    Septiembre
    2017

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    actualidad Mallorca

    El glaucoma puede ser provocado por otras enfermedades

    El glaucoma es una enfermedad que afecta a la visión, y que resulta especialmente problemática por el hecho de que no muestra síntomas, lo cual lleva a que en algunos pacientes se diagnostique demasiado tarde. Por esto se recomienda que, a partir de los 35 años, las personas se hagan un chequeo anual para detectar el glaucoma, especialmente si tienen antecedentes familiares.

    Los distintos tratamientos disponibles, tanto con fármacos como con cirugía, ayudan a evitar las lesiones en el nervio óptico, pero cuando el daño ya se ha producido no es posible recuperar la visión. 

    El glaucoma puede ser provocado por otras enfermedades

    ¿Qué origina el glaucoma?

    Según los propios expertos, es un conjunto de enfermedades neurodegenerativas que lesionan el nervio óptico.  El nervio óptico es el responsable de trasmitir las señales visuales que percibe el ojo, al cerebro, donde se forman las imágenes. Una vez dañado, no es posible recuperarlo y la persona va perdiendo lentamente la visión desde la periferia hacia el centro del campo visual.

    No se conocen con exactitud las causas del glaucoma, pero en la mayoría de los casos el mayor factor de riesgo es una presión intraocular elevada -presión que ejerce el humor acuoso, líquido del interior del ojo, contra las paredes del mismo-. Los pacientes con glaucoma no consiguen eliminar este humor acuoso de forma natural y la presión del mismo causa daño de forma irreversible en las fibras del nervio óptico.

    Segunda causa de ceguera en el mundo

    A día de hoy, el glaucoma es la segunda causa de ceguera en todo el planeta, siendo tan solo superada por las cataratas. Esto hace especialmente importante detectarlo pronto, evitando así que se pierda por completo la visión.

    El tratamiento inicial se hace a través de gotas (colirios) que restablezcan la presión intraocular en los niveles adecuados. Esto suele hacerse en fases iniciales. Para fases más avanzadas, a través de una operación quirúrgica se busca drenar el humor acuoso, y provocar el descenso de la presión intraocular. Se conoce genéricamente como trabeculectomía. También es posible aplicar tratamientos con láser en algunos tipos de glaucoma.

    Otros factores de riesgo además de la edad y los antecedentes familiares

    La edad y los antecedentes familiares son los principales riesgos del glaucoma, pero no los únicos

    No obstante, en la mayoría de los casos este no está originado por ninguna otra enfermedad. Eso sí, tener una lesión grave en un ojo sí puede incrementar las posibilidades de sufrir glaucoma, al igual que algunos tipos de cirugía ocular o el tener miopía o hipermetropía.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook