30 de abril de 2019
30.04.2019
Testimonio

Víctima de la agresión en la calle Aragón: "Mi amigo y yo intentamos detener la pelea y no recuerdo nada más"

El joven sigue hospitalizado por los golpes que recibió en la cabeza al intentar mediar en una reyerta en Palma

30.04.2019 | 02:45

Víctima de la agresión en la calle Aragón. El viernes por la noche tres jóvenes se encontraron con dos grupos que peleaban tras una discusión de tráfico en Palma. Dos de ellos intentaron separarles y salieron mal parados. Uno recibió varias puñaladas y otro quedó inconsciente tras recibir golpes en la cabeza. Ayer seguía en Son Espases.

Jaume Mateu, de 24 años, permanecía ayer ingresado en el hospital de Son Espases. Se encuentra bien, pero los médicos le han detectado dos hematomas en el cerebro y quieren ser prudentes. Tendrá que permanecer en el hospital durante una semana. El joven fue víctima de la agresión ocurrida el viernes por la noche, cuando él y un amigo intentaron detener una pelea originada por una discusión de tráfico en la calle Aragón. Los dos salieron escaldados. Jaume quedó inconsciente de un golpe y despertó en el hospital, mientras que su amigo Dani recibió varias puñaladas. "Otra vez me lo pensaré antes de intentar mediar en una pelea", dice.

El viernes pasado, cuando ocurrieron los hechos, Jaume acababa de terminar su jornada de trabajo como monitor de una asociación de discapacitados. Había recogido a dos amigos y se iban a cenar juntos. "Eran sobre las diez y media de la noche", explica el joven. "Íbamos por la calle Aragón, a la altura del Rafal, cuando vimos la pelea, en la estaban implicados dos o tres hombres y una mujer. Mi amigo Dani y yo decidimos intervenir para detenerla. Uno de los que intervenían gritaba que no le pegaran a ella, que estaba embarazada".

A partir de ahí, los recuerdos de Jaume desaparecen. Recibió un golpe en la mandíbula y otro en la parte posterior de la cabeza, aunque el segundo no sabe si se debió a que le pegaron por detrás o a si impactó contra el suelo al caer tras el primer puñetazo.

"No recuerdo nada de los golpes, ni siquiera podría reconocer al que me pegó", añadió el joven.

Su amigo Dani, de 22 años, salió también mal parado. Al parecer estaba agachado, tratando de ayudar a una persona que estaba en el suelo, cuando le propinaron varios navajazos por detrás, en la ingle y el glúteo. Los dos, junto a uno de los implicados en el incidente de tráfico, que sufrió la pérdida de varios dientes durante la trifulca, tuvieron que ser trasladados a Son Espases. Dani requirió varios puntos de sutura por las puñaladas, pero recibió el alta al día siguiente. El que sufrió lesiones más graves fue Jaume, al que los médicos le apreciaron dos hematomas en el cerebro, por lo que le han dicho que deberá permanecer hospitalizado una semana, para estar controlado.

"Me encuentro bastante bien", prosigue Jaume. "Me noto los golpes, en la mandíbula y en la parte posterior de la cabeza, pero puedo levantarme y espero poder salir pronto del hospital". En su habitación el joven está acompañado por su padre, Tomeu, que se muestra más tranquilo tras la evolución favorable de su hijo.

Por su parte, el presunto autor de la agresión, Fernando R.M., de 25 años, se dio a la fuga dejando tras de sí a los tres heridos. Al día siguiente, sabiendo que la Policía le estaba buscando, se presentó acompañado por su abogado, Bartolomé Salas, en una comisaría y fue detenido junto a su pareja. La mujer, que aseguró que había sido atropellada durante la trifulca, quedó en libertad horas después.

El hombre fue conducido el domingo por la Policía Nacional a disposición judicial. El titular del juzgado ordenó su ingreso en prisión sin fianza por los delitos de homicidio en grado de tentativa y lesiones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook