16 de abril de 2019
16.04.2019
Vigilancia Aduanera

Atraca en Palma el buque Fulmar, terror de los narcos

El navío de la Agencia Tributaria se quedará de manera estable en Baleares en unos meses

15.04.2019 | 21:28
Atraca en Palma el buque Fulmar, terror de los narcos

El Fulmar atraca en la Estación Naval. Este buque de operaciones especiales de Vigilancia Aduanera viene precedido por sus exitosas actuaciones en alta mar contra el tráfico de drogas y el contrabando de tabaco

El buque del Servicio de Vigilancia Aduanera (SVA) de la Agencia Tributaria más temido por los narcotraficantes recaló ayer en Palma. Sus numerosos éxitos en la lucha contra la droga en alta mar jalonan su historial.

El Fulmar es uno de los dos navíos de operaciones especiales con los que cuenta el Servicio de Vigilancia Aduanera. Está operativo desde 2006, y en este tiempo ha aprehendido más de 13 toneladas de cocaína y 46 toneladas de hachís.

Este buque tuvo una destacada actuación en diciembre de 2013 en aguas de Balears. Entonces se puso en marcha la operación 'Hunt Eagle'. Tras la vigilancia de un remolcador hondureño, fue abordado en altamar y se le intervinieron 347.538 cajetillas de tabaco, que pretendía introducir en la islas. Los seis miembros de la tripulación fueron detenidos.

Misiones arriesgadas


El delegado de la Agencia Tributaria en Balears, Arnau Cañellas, hizo especial hincapié en lo "complejas" y "arriesgadas" que son las operaciones de abordaje de las otras embarcaciones en las que participan los agentes del Servicio de Vigilancia Aduanera en el Fulmar. "Cuando van a abordarlos, los otros barcos no se detienen", destacó.

Vea las imágenes del buque.

Por su parte, la jefa de operaciones aeronavales de Vigilancia Aduanera en Balears subrayó la "coordinación" entre todos los actuantes en una operación. "Los abordajes siempre se hacen a oscuras, para potenciar el factor sorpresa, con lo que la complicación es mayor".

El Fulmar tiene una eslora de 61 metros y una manga de 9,90 metros. Tiene dos motores de 7.400 caballos en total, que le proporcionan una gran autonomía para operar en alta mar. No obstante cuando los propulsores se ponen a pleno rendimiento llega a consumir 30 toneladas de combustibles diarios. También dispone de calabozos para albergar a diez detenidos.

Aunque ahora mismo tiene su base en Cádiz, está previsto que el Fulmar comience a operar de forma estable en Balears para potenciar la lucha contra la droga en las islas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook