Día Mundial Sin Tabaco

La AECC se moviliza para que se prohíba fumar en las playas de Baleares

Denuncia que el 72% de los menores de 12 años están expuestos al humo, el 43% en áreas públicas

Una sanitaria animandoayer a un joven a dejar de fumar.

Una sanitaria animandoayer a un joven a dejar de fumar. / MARÍA PEDRAZ.

Redacción

La Asociación Española Contra el Cáncer ha lanzado una campaña de movilización social a nivel nacional cuyo objetivo es liberar espacios emblemáticos del humo del tabaco como el parque de El Retiro en Madrid, la Plaza Mayor de Salamanca, las Lagunas de Ruidera en Ciudad Real y las playas de Balears.

Esta campaña recabará firmas de la ciudadanía que posteriormente se presentarán a los distintos ayuntamientos y que servirán también para reclamar la ampliación de la actual Ley Antitabaco y conseguir que, en el año 2030, en línea con la Unión Europea, haya la primera generación libre del humo del tabaco.

El presidente de la Asociación Española Contra el Cáncer en Balears, José Reyes, se mostró claro: «Hay que desnormalizar el consumo del tabaco. El 72% de los menores de 12 años están expuestos al humo del tabaco, el 43% de ellos en espacios públicos, y respiran más de 70 sustancias cancerígenas. Modificar esta situación pasa, entre otras medidas, por ampliar los espacios libres de humo y que en terrazas, playas o piscinas nadie se vea obligado a respirar humo».

PNL del Parlament

Precisamente ayer se aprobó en el Parlament de les Illes Balears una PNL presentada por todos los grupos parlamentarios, a excepción de Vox, sobre la necesidad de tomar medidas contra el tabaquismo y favorecer los espacios libres de humo. El Consell se ha adherido ya a la campaña sumando a los Jardines de la Misericordia como espacios libres de humo.

El consumo de tabaco es la primera causa de muerte prevenible. Cada año, en el mundo, fallecen más de 8 millones de personas a causa del tabaco de las cuales 7 millones lo han hecho por consumo directo y alrededor de 1,5 millones no habían encendido un cigarro en su vida. Sólo en España, el tabaco mata cada año a más de 50.000 personas siendo el responsable del 30% de todos los casos de cáncer y de hasta 20 tipos distintos como el del pulmón, laringe, páncreas, vejiga, esófago o hígado.

La relación directa entre consumo de tabaco y cáncer está más que asumida por la sociedad, pero ¿qué pasa con el humo del tabaco? La población no percibe el riesgo de desarrollar cáncer cuando inhalas este humo tóxico. Sin embargo, está demostrado que este humo provoca cáncer ya que contiene más de 70 sustancias cancerígenas. Y el humo no se esfuma al aire libre. En el 100% de los espacios públicos hay restos de humo de tabaco perjudiciales para la salud como, por ejemplo, en el 95% de las terrazas, en el 46% de los accesos a los centros escolares o en el 43% de los parques infantiles. Un último dato: una colilla continúa desprendiendo un 14% de nicotina durante 24 horas.