Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Baleares vacunará también a los niños varones de entre 9 y 12 años contra el papiloma humano en 2023

El fármaco, cada vez más prescrito en varones de 9 a 12 años, supone un desembolso de 400 euros - Para que la medida sea efectiva debe aprobarse todavía en la comisión y el comité autonómico de vacunas

Jeringuillas para administrar la vacuna contra el virus del papiloma humano El Periódico

Baleares prevé que a partir del año que viene el Servei de Salut financie la administración de la vacuna contra el virus del papiloma humano (VPH) en niños varones de 9 a 12 años y no solo en niñas de esa misma edad, confirmaron a este diario fuentes de la conselleria de Salud, que señalaron que esta ampliación de la cobertura vacunal cuenta con todo el apoyo del Govern

No obstante, las mismas fuentes señalaron también que antes de que esta medida sea una realidad en el calendario de vacunas de Balears del año 2023 es necesario que sea aprobada en el seno de la comisión y el comité autonómico de vacunas.

El virus del papiloma humano es la infección de transmisión sexual más frecuente en el mundo y está directamente relacionado con el cáncer de cuello de útero, el segundo más frecuente en mujeres después del de mama, así como con los casos de cáncer de ano, pene y faringe en hombres.

En Balears la vacunación en niñas de 9 a 12 años está incluida en las prestaciones de la cartera de salud desde el año 2007, es decir cuenta con financiación pública. Antes se administraba en los colegios y posteriormente en los centros de salud. Pero los niños de esa misma edad, en el estadio previo al inicio de la edad sexual, no estaban incluidos, aunque los pediatras prescriben cada vez más la vacuna en jóvenes varones de esas edades para ampliar la inmunidad frente a la enfermedad, lo que obliga a las familias a realizar un desembolso de casi 400 euros por las dos dosis que corresponden a cada menor.

Precisamente, la vacuna contra el virus del papiloma humano fue la protagonista esta semana de la comisión de Salud del Parlament, donde se aprobó una proposición no de ley impulsada por los grupos de PSOE, Més y Podemos que insta al Govern a incluir en las prestaciones del Servei de Salut la administración de la vacuna a la población con edad igual o superior a 18 años y hasta los 26 años que puedan considerarse en condiciones de riesgo frente al virus, es decir, los hombres homosexuales

En la proposición no de ley se incluyó una enmienda del PP, aceptada por todos los grupos y presentada por la diputada Isabel Borrás, para que se añadiera también en ella la petición de incluir a los niños varones de entre 9 y 12 años en el calendario de vacunación de Baleares contra el papiloma humano, en consonancia con la voluntad del Govern.

Borrás argumentó que en hombres el cribaje preventivo del virus del papiloma humano no es posible, por eso es recomendable que se incluya la vacunación en niños de 9 a 12 años entre las prestaciones del Servei de Salut, con el objetivo de aumentar la inmunidad antes del inicio de la edad sexual. También comentó como un argumento a favor que desde que la vacuna a niñas se administra en los centros de salud y no en las escuelas, la cobertura ha bajado.

Durante la comisión se citó el ejemplo de Cataluña, que se ha convertido en la primera comunidad autónoma que empezará a administrar la vacuna contra el papiloma humano a los niños varones que estén cursando sexto de primaria, es decir, con una edad comprendida entre 6 y los 12 años, sumándose así a la ya existente vacunación contra este virus de las niñas con la misma edad.

Compartir el artículo

stats