10 de mayo de 2019
10.05.2019
Resultados empresariales

Telefónica gana 926 millones en el primer trimestre, un 10,6% más

Los ingresos de la operadora en ese periodo fueron de 11.979 millones de euros, un 1,7% menos

10.05.2019 | 08:19

Telefónica obtuvo un beneficio neto atribuido de 926 millones de euros en el primer trimestre de 2019, lo que supone un 10,6% más en comparación con los 837 millones de euros que ganó en los tres primeros meses de 2018, según ha informado la compañía, que reitera los objetivos y el dividendo de 0,40 euros por acción anunciado para 2019.

Los ingresos de la operadora se situaron en el primer trimestre en los 11.979 millones de euros, lo que supone un 1,7% menos en términos reportados que los 12.190 millones de euros de hace un año. Sin embargo, en términos orgánicos reflejan un crecimiento del 3,8% respecto al mismo periodo de 2018, apoyados en los ingresos de servicio (+2,6%) y por venta de terminales (+15,6%).

El beneficio bruto antes de amortizaciones (Oibda) se situó en los 4.264 millones de euros, un 10,3% más en términos reportados y un 1% más en orgánicos. De esta manera, el margen de Oibda asciende 10,3 puntos porcentuales términos reportados, pero baja nueve décimas en orgánicos, hasta el 35,6%.

A este respecto, explica que el Oibda incluye 534 millones de euros de impactos especiales, entre otros, la adopción de la norma contable NIIF 16, que ha sumado 414 millones, y unas plusvalías netas de 86 millones de la venta de compañías, fundamentalmente Antares. Excluyendo los impactos mencionados, el Oibda subyacente asciende a 3.730 millones de euros en el trimestre (-3,9% interanual).

En cuanto a los tipos de cambio, informa de que tienen un impacto negativo en los resultados reportados, principalmente por la depreciación frente al euro del peso argentino y del real brasileño. En concreto, las divisas han reducido en 4,9 puntos porcentuales el crecimiento interanual de los ingresos y en 4,7 puntos porcentuales el del Oibda.

Deuda neta

Por su parte, la deuda neta de Telefónica se situó a cierre del mes de marzo en 40.381 millones de euros, lo que representa una reducción interanual del 5,7%, tras descender en los tres primeros del año por octavo trimestre consecutivo. Incluyendo eventos posteriores al cierre se reduce adicionalmente en aproximadamente 1.700 millones de euros, hasta los 38.700 millones de euros.

En concreto, la deuda neta se redujo en 693 millones de euros en el primer trimestre gracias a la generación de caja libre (1.408 millones de euros) y a las desinversiones financieras netas, principalmente por la venta de Antares y Telefónica Guatemala (139 millones). En sentido contrario, incrementaron la deuda la retribución al accionista (46 millones de euros), los compromisos de origen laboral (239 millones de euros) y otros factores por importe neto de 570 millones de euros.

A este respecto, también explica que, tras la adopción de la norma NIIF-16, los pasivos por arrendamientos, incluidos los mantenidos para la venta, ascienden a 7.439 millones de euros, lo que provoca que la deuda financiera neta incluyendo arrendamientos ascienda a 47.820 millones de euros.

Las inversiones (Capex) del primer trimestre totalizaron 1.554 millones de euros, un 4,3% más en términos reportados y un 11,2% más en términos orgánicos, mientras que el flujo de caja operativo asciende a 2.710 millones de euros y aumenta un 14,2% interanual (-5,3% orgánico).

El flujo de caja libre excluyendo la amortización del principal de los pasivos por arrendamientos asciende a 1.908 millones de euros en el periodo comprendido entre enero y marzo de 2019. Incluyendo estos pagos (500 millones de euros), el flujo de caja libre asciende a 1.408 millones de euros, lo que supone un aumento de 2,6 veces.

El presidente ejecutivo de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, ha señalado que estos resultados muestran una "destacada mejora" en la tasa de crecimiento de los ingresos; un crecimiento de doble dígito del beneficio neto y del beneficio neto por acción; una fuerte generación de caja, tres veces superior a la del primer trimestre del ejercicio anterior; y una aceleración en la reducción de deuda, que se reduce por octavo trimestre consecutivo y permite seguir aumentando la fortaleza del balance del grupo.

"Empezamos el año extendiendo el liderazgo en despliegue de fibra y 4G, probando las nuevas capacidades de 5G y avanzando en el programa de virtualización UNICA, lo que nos permite seguir ganando relevancia con nuestros clientes a través de una mejor experiencia y una mayor vida media de los mismos", ha remarcado.

Ingresos por países

Dentro de las distintas regiones geográficas que forman el grupo, los ingresos de Telefónica España crecieron un 0,3% en los tres primeros meses de 2019, hasta los 3.109 millones de euros, mientras que los de Telefónica Deutschland aumentaron un 0,7%, hasta los 1.779 millones de euros.

Por su parte, la cifra de negocio de Telefónica UK se situó en los 1.691 millones de euros, un 6,6% más en términos reportados y un 5,3% más en orgánicos, mientras que su filial en Brasil facturó 2.563 millones de euros, un 5,2% menos en términos reportados, pero un 1,7% más en orgánicos.

De sus filiales en Hispanoamérica, la región Norte mantuvo estables sus ingresos en términos reportados en 971 millones de euros, aunque subieron un 1,2% en orgánicos, mientras que la Sur logró elevar un 15,2% su facturación en términos orgánicos, hasta los 1.612 millones de euros, aunque cayó un 12,1% en reportados.

Base de clientes

Telefónica cerró el trimestre con un total de 352,41 millones de accesos, un 1,3% menos que hace un año, de los que 332 millones eran accesos de clientes de clientes finales (-1,8%) y 20,42 millones accesos mayoristas (+7,4%).

En este sentido, destaca que en el primer trimestre se ha acelerado el crecimiento del ingreso medio por cliente al 4,2% interanual orgánico (+3,8% el trimestre anterior) a la vez que el 'churn' se mantiene estable, gracias al foco estratégico en clientes de alto valor, que continúan mostrando un sólido crecimiento.

Asimismo, remarca que ya cuenta con 51,8 millones de unidades inmobiliarias pasadas con red propia de fibra óptica o cable, un 13% más que hace un año, y con una cobertura de 4G del 78%, lo que representa un incremento de 5,3 puntos porcentuales respecto a marzo de 2017.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook