12 de junio de 2019
12.06.2019
Arte

La Galería Pelaires celebra medio siglo de vida mirando a su pasado

Mañana se inaugura una exposición homenaje a Pep Pinya, fundador de la emblemática sala

12.06.2019 | 17:15
La Galería Pelaires celebra medio siglo de vida mirando a su pasado

La galería Pelaires cumple 50 años y lo celebra de la mejor forma posible: mostrando arte. La exposición, que se inaugura hoy a las 20 horas, pondrá la mirada en el rico pasado de un espacio que tuvo como padrino a Joan Miró y que ha visto pasar por sus salas a grandes nombres del arte contemporáneo como Picasso, Tàpies o Calder, entre muchos otros.

Ésta va a ser, además, una muestra homenaje a Pep Pinya, fundador de la Pelaires, una figura clave en el mundo de la cultura que ha trascendido el marco geográfico de la isla, según ha destacado Frederic Pinya, actual director de la sala.

13 nombres para  la historia

Ante la imposibilidad de resumir 50 años de trayectoria en una exposición, se ha realizado una selección de artistas con relevancia en la historia del arte. Así, la exhaustiva y complicada elección reúne trece grandes nombres:  Joan Miró, Antoni Tàpies, Pier Paolo Calzolari, Günter Forg, Rebeca Horn, Jannis Kounellis, Richard Long, Fausto Melotti, Marisa Merz, Mario Merz, Giulio Paolini, Michelangelo Pistoletto y Thomas Shütte.

Nacida en pleno franquismo, Pep Pinya ha recordado que la Pelaires  floreció plantando cara a las prohibiciones y la incomprensión. Ha querido restar importancia a su protagonismo para cedérselo a los artistas y ha puesto su mirada en el futuro de la sala que ahora dirige su hijo Frederic: "Él es el que tiene que dar sentido y vida a esta galería los próximos 50 años". De hecho, habrá una segunda muestra conmemorativa centrada en el presente y futuro de la galería.  

El fundador ha querido recordar a "todas las personas que se apuntaron a nuestra aventura" y reconoció la ayuda recibida para llevarla adelante porque "una persona sola sería incapaz". Así, el proyecto de Pep Pinya puso Mallorca en el mapa del arte contemporáneo y su espacio fue lugar de encuentro de artistas e intelectuales. "Venían poetas, músicos, gente del teatro. La base de Pelaires fue esta, un movimiento en el que se miró toda la cultura".

Transcurridos 50 años de una exposición que cambió "el rumbo cultural de la historia de Palma", Pep Pinya lamenta que las políticas culturales no hayan avanzado.  "Es difícil que el panorama sea más desolador", ha dicho, al tiempo que ha recordado que son los galeristas "los que tiran del carro".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído