Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

José Ferragut Vida y muerte de un arquitecto visionario

Miguel Eek reivindica en un documental la figura del artífice del edificio de Gesa a partir de su asesinato, marcado por la corrupción y la homofobia

"A la gente aún le cuesta hablar del arquitecto Ferragut, de su homosexualidad en una época en que la sociedad la criminalizaba y de su controvertida muerte", sostiene Miguel Eek, autor de un documental sobre el intelectual mallorquín que luchó contra la corrupción y el desarrollo incontrolado de la costa y que falleció violentamente y de manera misteriosa en 1968.

La cinta, que se estrenará en el Atlántida Film Fest (también en IB3) el próximo día 27, ahonda en la figura del arquitecto "más importante de mediados del siglo XX" a partir de su asesinato, un tema que continúa siendo tabú entre "aquellas personas herederas de una mentalidad muy precavida". "Hay muchas visiones sobre Ferragut y sobre lo acontecido", señala Eek. En este sentido, el documental es un abanico de las diferentes teorías sobre el caso -aún latente en la memoria negra de Mallorca-, y a su vez un homenaje. "La oficial es que fue asesinado por un delincuente que había sido su amante y que acababa de salir de prisión. Se supone que el móvil era el dinero", relata el realizador. La otra teoría, apunta, es la que sostiene la familia. "Se baraja que pudo haber una venganza por su postura crítica ante el desarrollo urbanístico descontrolado de la isla. Su posición le granjeó enemistades entre políticos y empresarios. La familia contrató a un detective para que investigara, pero éste abandonó por las presiones recibidas", desvela.

Para Eek, Ferragut es "un héroe de su época, un avanzado, una persona muy cosmopolita que estuvo bajo el yugo de una sociedad y una cultura con una mirada pecaminosa respecto a su condición homosexual [mantenida siempre en secreto]", comenta. "También fue un visionario respecto a la problemática que iba a producirse con el turismo años después", añade.

La estructura y el discurso de la película se han ido creando al calor del propio proceso de investigación. El material del metraje lo conforman diferentes testimonios orales, información de los archivos de la policía, la sentencia del juicio, además de la consulta de la prensa de la época. "Para generar las diversas preguntas que se lanzan en el documental fue interesante consultar el diario El Caso, pues elaboró un especial sobre la muerte del arquitecto. Incluso enviaron a un periodista de Barcelona que hizo seguimiento del tema", detalla Eek. Entre los entrevistados en el documental, sin voz en off, cabe destacar al policía que estuvo al frente de la investigación, Gregorio García, al sobrino del arquitecto José Ferragut Canals y su hermana Carmen, el escultor Pere Pavia, José Castaldo, el abogado Rafel Parera, los historiadores Sebastià Serra Busquets, Pere Salas o Guillem Rosselló Bordoy, los escritores Guillem Frontera y Jaume Santandreu o el prior de Lluc, que fue la última persona que lo vio con vida. Para Eek, otra de las entrevistas destacadas en la cinta es la que se realiza a Armand de Fluvià, el primer gay activista de España. "Hizo la mili en la isla y conocía la movida LGTB de aquí. Con su testimonio da pistas sobre lo que implicaba ser homosexual en el franquismo", revela.

"Para mí es el arquitecto más importante de mediados del siglo XX en cuanto a audacia y originalidad. Bastar ver la Porciúncula, por ejemplo. Se adelantó un siglo a su época", sostiene. "Creo que la impronta de pretender modernizar la sociedad era algo que llevaba dentro", continúa Eek.

El formato del documental es televisivo: tiene una duración de 52 minutos. Firman el guión el propio Eek, Nadal Suau (quien ha realizado las entrevistas) y Mar Pla. Marta Castells es la productora y Aina Calleja, la montadora. Miguel de Marchi interpreta a Ferragut en las escenas recreadas. La película es una coproducción de Mosaic e IB3 y cuenta con la participación del Consell, Cort, ATB y la IB Film Commission.

Compartir el artículo

stats