Tenis

Nadal olvida sus dolores de hombro

El mallorquín, que la pasada madrugada se midió a Nishikori, confirma que las molestias de Hamburgo han desaparecido

15.08.2015 | 02:33
Rafel Nadal celebrando la victoria ante el ruso Mikhail Youzhny.

El dato

  • El manacorí se suma a la ATP y censura las palabras de Kyrgios hacia Wawrinka

    Rafel Nadal se sumó al resto de tenistas de la ATP a la hora de censurar las palabras del australiano Nick Kyrgios sobre Wawrinka en su enfrentamiento en segunda ronda del Masters de Montreal. Nadal condenó las palabras del tenista australiano afirmando que "la juventud no es una excusa" y que ese comentario estaba "totalmente fuera de lugar". "En el mundo del tenis, los jugadores deberíamos ser un ejemplo para las nuevas generaciones de chicos" señaló el manacorí, quien añadió que los jugadores deben mostrar "buenos valores, buenos ejemplos" y que el incidente de Kyrgios no fue "uno de esos" Rafel piensa que todos los jugadores pueden cometer un error en momento de tensión, pero que "la edad no es una excusa" y que se trata de un tema de "respeto y educación". Por otro lado, la ATP emitió ayer un comunicado condenando las palabras en pleno encuentro. "Comentarios de este tipo no tienen cabida en nuestro deporte y fueron fuertemente criticados por el grueso de jugadores", rezaba el comunicado.

­Rafel Nadal confirmó, tras su victoria ante Youzhny en octavos de final del Masters de Montreal, que se encuentra "totalmente recuperado" de las molestias en el hombro que arrastraba desde la pasada semana en el torneo de Hamburgo. Y es que ante el ruso se vio la mejor versión al servicio del tenista de Manacor, quien no dio opción a su rival en los diez juegos de saque que ejecutó.

El tenista balear acabó muy contento el partido debido a "la mejoría constante" que está viendo en su juego. Y es que parece que los problemas de Nadal se debían más a la falta de confianza que al mal juego. Con su victoria la semana pasada en Hamburgo todo parece haber cambiado. La recuperación de Nadal no significa que vaya a ganar el torneo de Montreal y ni siquiera él se considera favorito para hacerlo. "Favorito no soy en ningún caso", comentaba tras su victoria.

En este caso, el manacorí no peca de exceso de humildad, se le ve más realista que nunca respecto a sus posibilidades, y es que la victoria en el torneo alemán es solo un paso para recuperar su mejor versión. Ahora toca vencer a rivales del Top-10.

La primera prueba la tuvo la pasada madrugada ante el japonés Kei Nishikori, el actual número cuatro del mundo desde su victoria la pasada semana en el torneo de pista dura de Washington. El de anoche fue el octavo enfrentamiento entre ambos, con siete victorias para el manacorí sobre el ´principito japonés´. Un dato no del todo fiable ya que en el último enfrentamiento entre ellos el asiático se retiró por lesión cuando vencía de forma holgada.

El enfrentamiento ante el japonés tenía doble dificultad, la calidad y estado de forma de Nishikori, quien este año es el tercer jugador con más victoria del ránking, y el cansancio. Unas horas antes el manacorí había tenido que jugar el partido de dobles junto a Fernando Verdasco ante la mejor pareja del mundo, los hermanos Bob y Mike Bryan.

Nadal confirmó, tras su victoria en octavos, que va "día a día" y que en pista dura "nunca" será uno de los favoritos. "Las cosas están saliendo pero lo importante es seguir con la misma idea de trabajo y con la actitud adecuada que estoy teniendo", comentó Nadal. Sin embargo, el haber dejado atrás las molestias que le impedían sacar con naturalidad, le vuelve a poner dentro del saco de candidatos con grandes posibilidades de victoria. Ese que forman Djokovic, Federer, Murray y él, desde hace varios años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine