29 de marzo de 2017
29.03.2017
Prensa rosa

La luna de miel preboda de Isabel Preysler y Vargas Llosa

María Teresa Campos, en crisis con Bigote Arrocet

29.03.2017 | 12:01
La luna de miel preboda de Isabel Preysler y Vargas Llosa
¿Habrá cosa más romántica (algunos dirán que qué machista, pero éste no es el debate que ahora toca) que un hombre se quite su chaqueta y se la ponga a la mujer por los hombros para que no se enfríe..? Pues ésta es la imagen elegida por '¡Hola!' para ilustrar su megaportada: de protagonistas, Isabel Preysler y Mario Vargas Llosa. La pareja ha estado de viaje por Perú y se lo cuentan a la revista, que califica el viaje de luna de miel, aunque todavía no ha habido enlace, que nadie se preocupe. "No me resisto a la boda, sólo me resisto a estropearlo", dice Isabel, que asume que primero tendrá que casar a su hija pequeña, Ana, antes de enfilar ella su cuarto matrimonio. A Fiona Ferrer, cuyo exmarido sí que tiene un pie en el altar, la han pillado en Miami viendo jugar al tenis a Feliciano López. Por si acaso ella aclara que "sólo" son amigos. Para bodas y otros saraos no está Antonio Banderas, que tras sufrir un infarto se replantea la vida, cuenta '¡Hola!', al lado de la guapa Nicole Kimpel.

Unos sonrientes Bigote Arrocet y María Teresa Campos ilustran la portada de 'Lecturas', aunque parece ser que la procesión va por dentro. La pareja está crisis y todo porque él se ha embarcado en 'Supervivientes' y pasará unos cuantos meses en el programa de televisión. A la Campos no le mola nada, según recogen 'Semana' y 'Diez Minutos', y sus hijas están muy preocupadas por su madre, según relatan a la primera revista. Con todo, el problema de Bigote no es sólo éste, sino que como cuenta 'Lecturas' la madre de su hijo secreto le pone de vuelta y media por no haberle llamado en más de 30 años. Antonio Banderas y una feliz Ivonne Reyes, por ganar en los tribunales algún caso relacionado con la paternidad de su hijo, completan la portada.

La de 'Diez Minutos' se dedica a Rociíto. La hija de Rocío Jurado está por lo visto desesperada por vender una casa para lograr cash, agobiada por las deudas, pero nada: ni bajando el precio de 2 a 1,2 millones se desprende de ella. La revista también tiene hueco para recordar a la tristemente desaparecida Paloma Gómez Borrero y para contar que Paz Padilla se pasa a la hostelería: ha abierto un bar de tapas en Madrid.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine