La Asociación de Hoteleros de Playa de Palma criticó ayer la «pasividad y la inacción» de las administraciones públicas ante los problemas seguridad de la zona que se repiten año tras año. La presidenta de la AHPP, Isabel Vidal, hizo hincapié en que solo hace falta «darse una vuelta por la zona» para constatar que se necesita más seguridad.

Los hoteleros reclamaron que se expongan las normas internas del establecimiento e infografías con las conductas incívicas prohibidas y las normas de obligado cumplimiento. También solicitan que se forme en seguridad al personal del establecimiento y control interno para tratar los aspectos generales de seguridad ciudadana, información práctica sobre las ordenanzas y las leyes en vigor, así como las infracciones y delitos más frecuentes en la zona.

La ATPP también pidió un ‘kit de denuncias’ elaborado desde la propia asociación para agilizar a todos los alojamientos asociados y a los clientes , los trámites de denuncia a la policía. Reclamaron la aprobación de una cuota extraordinaria para contratar servicios de seguridad, como un abogado para asesorar y defender los derechos e intereses de los hoteles asociados contra todos los que incumplen las leyes y ordenanzas municipales, poniendo las denuncias correspondientes.