Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Resumen del 2021

Hacia una ciudad más compacta, sostenible y resiliente

Tras seis años de trabajo, Cort ha conseguido aprobar un nuevo Plan General de Ordenación Urbana y exponerlo al público

El nuevo Plan General reduce en 174 hectáreas el suelo urbano y urbanizable en relación al planeamiento actual.

El diseño de la ciudad de los próximos 20 años está incluido en la propuesta del nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Palma, que se expone al público par alegaciones desde finales del pasado mes de noviembre.

Para llegar a este punto han sido necesarios seis años de trabajos de un equipo técnico de funcionarios de Modelo de Ciudad y el concurso de una empresa contratada para llevar a buen puerto la propuesta del nuevo planeamiento urbanístico del municipio que va a sustituir al plan que aún está en vigor actualmente y que data de diciembre de 1998.

Si bien este último plan tenía una vigencia de tan solo ocho años, por lo que debía haber sido modificado o sustituido por uno nuevo a partir de 2006, los sucesivos gobiernos municipales de la socialista Aina Calvo (2007-20011) primero, y del conservador Mateo Isern después (2011-2015), no lograron consumar el trabajo que ambos consistorios iniciaron, el primero con una amplia encuesta ciudadana sobre objetivos del plan y el segundo hasta conseguir aprobar un documento de avance en 2014, que ahora ha sido modificado.

La nueva propuesta se estructura sintéticamente en cinco ejes y diez medidas, siempre con los objetivos de la sostenibilidad medioambiental, social y económica en el punto de mira, al igual que la consecución de una ciudad más compacta, sin apenas más consumo de territorio, y más resiliente o capaz de adaptarse a las condiciones cambiantes que impondrá en los próximos años el cambio climático.

Los cinco ejes conductores de la propuesta incluyen medidas tendentes a abrir la ciudad a los barrios, al mar y la naturaleza, a la movilidad sostenible y a las personas, con el fin de conseguir una ciudad más inclusiva y justa y con una mayor diversificación económica.

Para ello reduce en 174,1 hectáreas el suelo urbano y urbanizable en relación al Plan General vigente, incrementa la protección del suelo rústico, multiplica por 8 la vivienda social y se crean dos millones de metros cuadrados más de parques públicos, en tre otras medidas.

Compartir el artículo

stats