DTO ANUAL 25,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La plaga de cucarachas ha aumentado durante este año por causas climatológicas

El Consistorio estudia utilizar una pintura especial biocida en las alcantarillas para controlar la población

Control de alcantarillas.

Control de alcantarillas. ayuntamiento

Las lluvias de la pasada primavera y una temperatura dos grados por encima de lo habitual han provocado un aumento de la plaga de cucarachas en Palma este año. El número de llamadas de los ciudadanos al 010 así lo refleja. Las 1.222 quejas registradas hasta ahora superan las de todo el año anterior y están rozando las de 2018.

Desde la empresa encargada de controlar las plagas en Palma, Lokímica, se señala que la alta temperatura en el primer semestre y las precipitaciones acumuladas "ha favorecido su desarrollo [de la plaga de cucarachas] pudiendo adelantar su actividad y desarrollarse en poblaciones más elevadas".

Según la información facilitada por esta empresa, entre el 1 de enero y el 31 de julio, "se ha actuado de forma preventiva en 159 barrios, desinsectando 105.471 alcantarillas y desratizando 33.040. Además, los barrios en los que se observó un mayor nivel poblacional de cucarachas (Periplaneta americana) se aumentó la frecuencia de desinsectación durante el periodo marzo-septiembre realizando aplicaciones bimestrales en todas las líneas de alcantarillado".

Sin embargo, visto el aumento de esta plaga, "ya se está trabajando de cara a implantar importantes mejoras de cara al año 2021", indican desde Lokímica. Una de ellas es la posibilidad de emplear como producto biocida una pintura especial en las zonas en las que se ha detectado una mayor incidencia. Este producto afecta a todas las fases del ciclo biológico del insecto, tiene una alta persistencia y muy baja toxicidad, según los expertos en plagas. También reconocen que esta pintura "es más costosa en su aplicación inicial pero sus efectos son más duraderos".

La mayor presencia de cucarachas ha disparado las quejas al 010 en los últimos meses. En enero fueron 13, en abril ya subieron a 52, en mayo subieron a 197; 457 fueron las llamadas en junio, 466 en julio y hasta el pasado 18 de agosto, otras 150 quejas.

Mosquitos y ratas

En cuanto a las llamadas al 010 por presencia de mosquitos, este año también ha habido más que durante todo el año pasado: 105 hasta esta semana frente a 77 del ejercicio anterior.

Sin embargo, la comparación con el verano pasado no es representativa, ya que 2019 fue un año muy seco y con poca proliferación de estos insectos, remarcan desde el Ayuntamiento. Las cifras actuales están más en la línea de 2018 y 2017.

Respecto a las quejas por ratas, se han recibido 467 en estos meses de 2020, también con cifras mensuales similares a las de años anteriores.

Compartir el artículo

stats