26 de junio de 2014
26.06.2014
Medidas

Cort estudiará cómo disponer de viviendas vacías de los bancos para alquilar

El pleno del Ayuntamiento de Palma ha aprobado una propuesta del PSIB-PSOE en este sentido

26.06.2014 | 16:34
El equipo de gobierno municipal está dispuesto a estudiar con carácter de urgencia fórmulas para que bancos y entidades financieras pongan a disposición de la ciudad sus pisos vacíos para destinarlos a vivienda social de alquiler, ha informado el grupo socialista.

El pleno del Ayuntamiento de Palma ha aprobado una propuesta del PSIB-PSOE en este sentido y la portavoz socialista, Aina Calvo, ha celebrado el acuerdo para "conseguir hitos que mejoren las condiciones de vida de un colectivo tan vulnerable como son las personas desahuciadas", ha informado el partido en un comunicado.

El objetivo de la propuesta es que el Ayuntamiento llegue a convenios con la banca para que las viviendas que actualmente están vacías y son de su propiedad se puedan poner a disposición de personas con dificultades, a través de alquileres sociales.

La propuesta incluye también que el consistorio dé carácter de servicio público a la mediación en materia de vivienda y a la intermediación entre deudor (que no puede pagar la hipoteca o el alquiler) y acreedor (ya sea persona física o jurídica).

Los socialistas proponen modificar el convenio existente con el Colegio de Abogados para que contemple la labor de mediación e intermediación con la finalidad de dotar de eficacia a la oficina municipal de desahucio y hacer efectiva la ley de medidas para reforzar la protección a los deudores hipotecarios, reestructuración de deuda y alquiler social.

Además instan en el equipo de gobierno a elaborar un manual con los procedimientos de asesoramiento e intermediación, con el fin de aumentar la eficacia de la oficina.

Calvo ha acusado al gobierno municipal de estar llevando a cabo un desmantelamiento de los servicios sociales.

"En una ciudad donde la pobreza infantil llega a la cuota del 33%, hoy hay ONG que reparten comer en las escuelas, una situación que nunca hubiéramos imaginado y que expresa una realidad y es que la inversión en materia social es obviamente insuficiente, por eso insistimos en la necesidad de que el Ayuntamiento de Palma garantice la apertura de los comedores sociales durante el verano", ha pedido Calvo.

La portavoz socialista ha reclamado un plan de apoyo a la alimentación infantil entre las conselleries de Educación y Bienestar Social, los consells y los ayuntamientos, así como que se agilicen las convocatorias de becas de comedor y su pago de manera que toda la tramitación se haga dentro del curso escolar.

El PSIB-PSOE pretende que el Govern presente un proyecto al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad para optar al reparto de los 17 millones de euros entre las comunidades autónomas, para mantener abiertos los comedores escolares de los centros escolares durante las épocas de vacaciones escolares.

El objetivo es poder proporcionar una alimentación suficiente y equilibrada a los menores en situación de vulnerabilidad de las Islas Baleares y de Palma en particular.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!