En solo dos años, el campo del Cardassar ha pasado de la completa destrucción a acoger la visita de un equipo de Primera División. El Atlético de Madrid visitará Sant Llorenç des Cardassar en la primera ronda de la Copa del Rey.

El conjunto dirigido por Miquel Àngel Tomás, que milita en Tercera División tras proclamarse campeón de Mallorca y de Balears de Preferente, vivirá un partido histórico frente al conjunto madrileño en su terreno de juego -es Moleter- que ha sido reconstruido por completo tras la tragedia del 9 de octubre de 2018. Las imágenes del es Moleter completamente destruido por la torrentada que azotó el Llevant de Mallorca y que tuvo a Sant Llorenç des Cardassar como epicentro, se convirtieron en unas de las más compartidas en las primeras horas de la tragedia.

La riada se llevó por delante la vida de trece personas y destruyó por completo el terreno de juego. Pero dos años después las imágenes son muy distintas: es Moleter ha sido ha resurgido tras ser reconstruido por completo. La reforma fue inaugurada el año pasado y ha supuesto una inversión de 1,2 millones de euros financiada por las instituciones públicas, además de recibir ayudas de la Federación de Fútbol de las Illes Balears (FFIB) y la Federación Española de Fútbol (RFEF), entre otros.

5

Inauguración del campo de fútbol de Sant Llorenç reconstruido tras haber sido arrasado por la riada. Diario de Mallorca

Con capacidad para 600 personas, el campo es de propiedad municipal. “Creemos que es Moleter reúne las condiciones exigidas para disputar una eliminatoria de la Copa del Rey. Ampliaremos el aforo hasta 1.000 espectadores con gradas supletorias y, por supuesto, seguiremos a rajatabla las instrucciones de la federación española y la balear por la crisis sanitaria del coronavirus”, ha dicho Jaume Soler, presidente del club.

Los jugadores han recibido con euforia "el premio gordo" en el sorteo de la Copa del Rey. Es Moleter se prepara para recibir al Atlético de Madrid.

El Cardassar se enfrentará al Atlético de Madrid en la Copa del Rey Biel Capó