Suscríbete 4 Billetes GRATIS Diario de Mallorca

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Música

Malú: "Mi gran logro ha sido hacer las paces conmigo misma y empezar a disfrutar"

La cantante, que actúa este sábado en el recinto de Son Fusteret, en Palma, asegura: "No me había enterado de los rumores sobre mi ruptura"

Malú en una campaña promocional

Malú por fin vuelve a los escenarios. Después de tres años, una grave lesión, una gira cancelada y la llegada de su hija, Mil Batallas aterrizará en Mallorca este sábado. Un disco que representa la parte más íntima y personal de la cantante, donde nos muestra “la reconciliación consigo misma”.

PREGUNTA: Ha estado un largo tiempo retirada de los escenarios. ¿Cómo ha vivido la vuelta?, ¿está emocionada por la nueva gira?

RESPUESTA: La vuelta está siendo súper emocionante. Yo al final nunca había estado tanto tiempo sin subirme a un escenario. Quieras o no, yo creo que una parte de mí lo necesitaba, es decir, que emocionalmente necesitaba estar más conmigo misma y no tan expuesta, evitar durante un tiempo esa exigencia que es algo enfermiza. Han sido unos años en stand by, que creo que para mí como persona han sido fundamentales, y eso se transmite mucho en el escenario. Ya no te diría que es como la primera vez, porque no sabía lo que hacía y realmente tampoco lo acababa de disfrutar. Ahora es con el sentimiento de emoción de mi inicio, pero añadiéndole toda la experiencia vivida… Está siendo brutal y me lo estoy pasando mejor que nunca en mi vida.

P: Entonces, ¿diría que ahora está en su mejor momento?

R: Yo diría que sí, a nivel musical y personal. Al final yo creo que todo va unido, también esa lesión que me sacó de los escenarios, y la pandemia me ha hecho valorar más las cosas, bueno, a todos nos ha hecho valorar a la gente, a nosotros mismos, nuestras cosas e incluso donde vivimos. Yo conozco a una barbaridad de personas que han cambiado su casa porque se han dado cuenta de que no quieren vivir donde estaban o de la forma que lo hacían. Todo esto ha sido un tiempo de reflexión, yo me quiero subir a un escenario y quiero que todo sea como siempre, hacer un supershow, pero a la vez, disfrutarlo, divertirme y no quiero sufrir cada vez que actúo. Y lo cierto es que está siendo maravilloso.

P: ¿Cómo ha sido la realización del disco Mil Batallas?

R: Se empezó a crear estando ya con la lesión, empezamos a ver temas, a escuchar y demás… Pero el disco se hizo prácticamente en plena pandemia, la mayoría de las canciones están grabadas en una sala en mi casa, ni siquiera en un estudio de grabación. De hecho, Tejiendo Alas, que salió en pleno confinamiento, se grabó así. Es una toma de cuando compusimos esa canción y metimos la voz por tener algo grabado. Hemos aprendido mucho a relativizar y a quitarle hierro a las cosas, al final todo tiene solución y aquello que era un drama antes, ya no lo es.

P: ¿Qué podemos ver reflejado en Mil Batallas de su estado actual?

R: Yo creo que todo, a mí me gusta hacer discos. Entiendo que ahora hay una fórmula en la que se va más a canciones, cosa que me parece buenísima también, porque no tienes que esperar para estar sacando música. Pero yo creo que cuando tienes un disco, en mi caso con este disco sobre todo, lo escuchas desde el primer tema hasta el último. Si tenemos la paciencia para hacer ese ejercicio, al final se conoce a la persona y la historia que está queriendo contar. Por eso, muchas veces los discos son esa forma de representación de la persona que te lo está contando. Por lo menos en el mío se puede ver perfectamente que es un álbum muchísimo más musical, que no hay complejos de ningún tipo, hay constantes gritos de libertad, de bienestar y yo creo que eso al final se ve muy reflejado.

P: ¿Malú como persona libra esas Mil Batallas?

R: Bueno yo por supuestísimo, llevo toda mi vida librando batallitas, pero como cualquier persona. Al final cada uno tiene la suya y no son comparables unas batallas con las otras. Y claro, yo llevo mil batallas encima y las que me quedan, si Dios quiere. Quizás la peor, la batalla que más me comía y más daño me hacía, era conmigo misma. Al final esa pelea constante de como te decía, la exigencia y perfeccionismo enfermizo, no te permite disfrutar y hacer. Ese para mí ha sido mi gran logro, hacer las paces conmigo misma y empezar a disfrutar.

P: Nuestro peor enemigo somos nosotros mismos…

R: Bueno, así es, es que yo creo que si fuéramos capaces de vernos con los ojos que nos ven los demás seríamos increíblemente más felices todos.

P: Este sábado cantará en Mallorca, ¿le gusta venir a la isla?

R: Me encanta, me encanta además el recuerdo de los conciertos allí, son brutales. Primero, que depende de un avión y eso ya lo convierte en divertido, yo suelo ir y volver en el mismo día, pero cuando voy a Mallorca ya de por sí me tengo que quedar. Y lo disfruto muchísimo más y quieras o no, no tienes esa prisa de “me tengo que ir”. Los conciertos que hemos vivido allí han sido brutales de divertidos. Una entrega… es decir, ¿cómo es el público mallorquín?, tenéis muchas ganas de disfrutar de las cosas ahí, es un chute de energía. Nunca puede faltar Mallorca en las giras.

Malú vuelve a la carretera con 'Mil Batallas'

P: Su tío Paco de Lucía vivió durante una larga temporada aquí, ¿se acuerda mucho de él cuando viene a Mallorca?

R: Mira, nunca estuve allí con él, la verdad, y la casa de hecho la sigue teniendo. Es muy suya porque los últimos años los vivió allí, y es como esa tarea pendiente siempre de ir con la familia, conocer la casa, pero es cierto que siempre vamos muy "a mata caballo". Pero bueno, sí es cierto que en Mallorca siempre tengo ese puntito ahí que al final, es parte de mi familia.

P: Viene de una cuna de grandes artistas, ¿qué le ha aportado eso durante su vida?

R: Bueno, a ver, yo creo que sobre todo me ha aportado una cultura musical brutal, pero en sangre, desde que naces. Al final yo nací y crecí rodeada de música, de músicos, de artistas, de arte... el flamenco no es un estilo de música, es una forma de vida, es un todo. Y al final me ha aportado eso, creo que es tremendamente más importante que cualquier otra cosa, esa forma de vivir y de sentir la música en el escenario. Mi familia era y es muy exigente con el escenario y quieras o no eso se te inculca.

P: ¿Por qué nunca ha utilizado el famoso apellido de su familia?

A ver, yo creo que ha habido una parte, que es el hecho de venir de la familia que vengo, eso siempre ha implicado que mi nivel de exigencia sea muchísimo más alto, porque les respetas y quieres que les sigan respetando, no sea que de repente tú pegues cualquier traspié y tu familia se sienta avergonzada, después de haber estado tantos años para ganarse ese respeto. Nunca quise usar el apellido, no me parecía bien por mi parte, al final ellos se han tirado desde que tenían 6, 12 años viajando por el mundo y trabajando para ganarse un respeto. Yo tenía 15 años y no había hecho nada aún, ¿cómo me voy a otorgar algo que yo realmente no me merezco? No sé, creo que quise por respeto a mi familia mi carrera en paralelo y también un poco por respeto a mi misma.

P: Alguna vez ha contado que a los 16 años trabajaba rodeada de hombres en la carretera, ¿qué recuerda de esos años?

R: Pues sigo igual (entre risas), al final sigo igual. Ahora es verdad que hay muchas más mujeres en la industria en lo que es la parte del escenario, pero antes eran todo tíos. Al final, a mí me encanta, es como me he criado, es como sé vivir. Yo voy feliz en un autobús hasta arriba de tíos, porque no me siento extraña, igual que voy feliz en un autobús hasta arriba de tías, como digo yo, de mi especie. Al final todo es vivencia y aprendizaje, es saber convivir con todo tipo de personas, y en todo tipo de situaciones. Eso es lo que te da el bilingüismo, no tanto los idiomas y más el haberte movido en diferentes ámbitos.

P: Es conocida por siempre llevar un gran show con usted, ¿vamos a volver a ver esa parte de Malú en la gira Mil Batallas?

R: Por supuesto, de hecho más que antes. Piensa que yo hago esta gira ya con unas ganas que no son ni medio normales. Yo he invertido toda mi vida en los shows porque me parece lo más importante, lo mejor. Yo quiero que cuando alguien vaya a ver un show flote, que entre en un lugar donde se le olvide todo lo de fuera y disfrute, meterse en esa burbuja durante un tiempo.

P: ¿Qué puede esperar el público español de esta gira?

R: Sobre todo pasárselo increíblemente bien, disfrutar de la música en vivo, del directo, yo les invito de corazón a que no se lo pierdan. Independientemente de que te guste más o menos el estilo musical. Es curioso, porque me ha pasado muchas veces que hay gente que jamás escucharía un disco de Malú, pero van a los conciertos acompañando a alguien y dicen, “wow, el concierto mola”. Y ese, es al final mi objetivo, que te lo pases bien.

P: ¿Cómo está llevando no estar junto a su hija Lucía?, ¿han pasado mucho tiempo separadas desde que nació?

R: No, yo no paso tiempo separada de mi hija, me tienen que matar antes. No, no, no estamos pasando nada de tiempo separadas. Afortunadamente y desafortunadamente, toda esta situación de pandemia que ha sido horrible para mucha gente y en la industria musical también. Pero es verdad que a mí me ha permitido poder pasar mucho tiempo con mi niña en esos inicios tan importantes, luego yo ya arranco a trabajar y voy cogiendo trabajos que me permiten estar cerca de ella, ir y volver en el día o irme dos días y volver, trabajar de forma que estoy mucho tiempo aquí. Yo no me pierdo nada, no me quiero perder nada, ni me voy a perder nada. Voy a ser una madre más de este siglo, que nos dejamos la piel. Yo quiero seguir mi carrera profesional, quiero seguir trabajando, quiero estar realizada como artista y mujer, pero a su vez, quiero ser una gran madre y quiero estar en todos los momentos de mi hija. Evidentemente, cuando lleguen momentos que haya que separarse un poquito pues lo haremos, pero vamos yo estoy 24 horas fuera de mi casa y hago 10 face times (videollamadas). Y si salgo más tiempo de la cuenta tendrá que venir.

P: Hay muchos rumores acerca de su posible ruptura con Albert Rivera, ¿qué puede decir sobre esto?

R: Sabes, hay una canción que a mí me encanta que dice: “Hoy igual que ayer, todos los días lo mismo…”. ¿Sabes qué pasa?, supongo que debe ser así el funcionamiento, pero vamos, yo soy muy fan de esa canción. Yo no sé por qué pero voy muy a mis cosas, mi niña, mi trabajo, mi familia, mis cosas, no estoy conectada a ese rollo. Sinceramente, no me había enterado.

Compartir el artículo

stats