Vecinos de la urbanización de sa Torre (Llucmajor) denuncian los golpes y el maltrato continuado a un perro por parte de su dueño. Según aseguran, el maltrato se produce desde hace un año, y pese a que han intentado hablar con el propietario del can, éste "nos ha dicho que es su manera de educar al perro".