Casi un centenar de empleados y trabajadores del sector turístico del municipio, especialmente de Magaluf, se volvió a concentrar este jueves en señal de protesta delante del ayuntamiento de Calvià para denunciar que se sienten “abandonados” por la administración municipal y la autonómica, en plena crisis por la pandemia