Tres falsos sordomudos detenidos en Málaga tras la brutal agresión a un hombre en un restaurante de Mallorca

Uno de los delincuentes le clavó un bolígrafo en la cara a un comensal mientras pedían firmas y un donativo para una asoicación ficticia

Un agente de la Guardia Civil, de espaldas, de pie junto a un vehículo oficial.

Un agente de la Guardia Civil, de espaldas, de pie junto a un vehículo oficial. / GUARDIA CIVIL

Lorenzo Marina

Lorenzo Marina

Tres impostores, dos hombres y una mujer de origen rumano, fingían ser sordomudos mientras pedían firmas y donativos para una falsa asociación en un restaurante de Santa Ponça. Cuando abordaron a un comensal, que estaba con su familia, este se negó a firmar y les conminó para que les dejaran en paz. A partir de este momento, su comportamiento fue hostil, que derivó en extremadamente violento. La mujer les escupió y uno de los sujetos le clavó un bolígrafo en la cara antes de emprender la huida. La Guardia Civil los ha detenido en la localidad malagueña de Alhaurín de la Torre por un presunto delito de lesiones graves.

Los hechos ocurrieron la noche del viernes en un restaurante de Santa Ponça. De repente dos hombres y una mujer, supuestamente sordomudos, fueron pasando de mesa en mesa para que los clientes estamparan su firma de apoyo para una falsa asociación y que les dieran un donativo. Muchos de los clientes accedieron sin percatarse de que se trataba de una estafa.

Cuando los tres delincuentes llegaron a la mesa donde estaba cenando otro comensal con su familia, este rehusó tajantemente a estampar su firma en el papel que le mostraban. Acto seguido les conminó a que le dejaran cenar en paz con su familia. La mujer reaccionó de forma airada y les escupió antes de salir a la calle.

Una herida muy sangrante

A continuación el hombre le pidió explicaciones por su comportamiento. En ese preciso instante dos hombres se abalanzaron sobre él, le propinaron numerosos golpes y uno de ellos le clavó un bolígrafo en la cara. Este le causó una herida muy sangrante, además de los numerosos golpes recibidos y la víctima tuvo que ser atendida en Son Espases.

A partir de este momento, investigadores de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Calvià se encargaron del caso, dada la gravedad de las heridas causadas a la víctima. La investigación determinó que los tres sospechosos habían emprendido la huida apresurada de la isla con destino a la península. En concreto, los delincuentes fueron a Málaga. Una vez que estaban plenamente identificados, se activó un señalamiento policial. Apenas unas horas más tarde, los tres malhechores fueron interceptados por agentes de Tráfico del instituto armado en la localidad malagueña de Alhaurín de la Torre. Los tres fueron arrestados por un presunto delito de lesiones.