La Guardia Civil desmantela el mayor taller de falsificación de camisetas en Mallorca

 Los agentes se han incautado de 500.000 prendas y más de 27.000 transfers de marcas conocidas

La fábrica clandestina tenía capacidad para producir 400 artículos por hora

La Guardia Civil desmantela el mayor taller de falsificación de camisetas en Mallorca

Guardia Civil

Marcos Ollés

Marcos Ollés

La Guardia Civil ha desmantelado uno de los talleres clandestinos de falsificación de camisetas de marca más importantes de Mallorca. La operación ha permitido incautar miles de camisetas y transfers de marcas conocidas, con un daño estimado en millones de euros debido a la gran capacidad de producción y la enorme cantidad de productos intervenidos. En el operativo, la Patrulla Fiscal y de Fronteras de la Guardia Civil de Calviá decomisó 500.000 camisetas y más de 27.000 transfers de marcas conocidas en un sofisticado taller de impresión.

El taller abastecía a pequeños comercios de toda la isla. La pasada semana, tras obtener información clave, los agentes localizaron un establecimiento de aproximadamente cuatrocientos metros cuadrados dedicado al diseño, confección y distribución de productos falsificados. En su interior se encontraron 27.205 transfers para confección de falsificaciones, 1.176 prendas empaquetadas listas para distribución, 4.119 prendas en producción y 500.000 camisetas listas para ser confeccionadas. Además, el taller contaba con un avanzado sistema de diseño para impresión de transfers, incluyendo 6 planchas de impresión láser y 4 impresoras industriales de alta definición.

La Guardia Civil explica cómo funcionaba la empresa de falsificaciones.

guardia civil

Durante la intervención, los agentes detectaron la producción de transfers en pleno rendimiento, con una capacidad de impresión de 400 unidades por hora, replicando de manera exacta las marcas originales.

En agosto de 2023 ya se detectaron almacenes con 109.006 artículos de marcas falsificadas, valorados en aproximadamente 504.149 euros, y se investigó a 12 personas. En abril y mayo de 2024, se intervinieron 7.590 objetos falsificados, valorados en unos 246.000 euros, por los que fueron imputadas otras 7 personas. Estas incautaciones previas llevaron a los agentes a sospechar de la existencia de un sistema de confección de productos falsificados, lo que culminó con la localización del taller ahora desmantelado como el principal abastecedor de productos falsificados de Balears.

Aunque la Guardia Civil no dispone de una valoración pericial oficial del perjuicio causado por la venta de estas falsificaciones, se estima que el valor del daño es millonario, dada la capacidad de producción y la cantidad de prendas incautadas.