Medidas cautelares para los ocho detenidos por agredir a argelinos en Son Gotleu

La Policía Nacional detuvo a uno por lesiones, a cuatro por desórdenes públicos y a tres por atentado a agentes de la autoridad

Agentes de la Policía Nacional durante una actuación nocturna en Son Gotleu contra los implicados en los últimos altercados.

Agentes de la Policía Nacional durante una actuación nocturna en Son Gotleu contra los implicados en los últimos altercados. / D.M.

Lorenzo Marina

Lorenzo Marina

El juez decretó medidas cautelares para los ocho detenidos por agredir a argelinos en Son Gotleu. Todos ellos quedaron en libertad con cargos. El auto decretaba órdenes de alejamiento de las víctimas. Uno fue arrestado por un presunto delito de lesiones, cuatro por desórdenes públicos y tres por atentado a agentes de la autoridad.

La investigación policial continúa abierta y no se descarta que se produzcan en breves nuevas detenciones por los violentos enfrentamientos acaecidos en las calles de Son Gotleu. En concreto estos episodios violentos tuvieron lugar el 28 y 29 de mayo y los días 4, 5 y 7 de junio en el conflictivo barrio palmesano. Las agresiones tuvieron el epicentro en la calle Indalecio Prieto, pero luego se extendieron por otros rincones del barrio.

El primer estallido violento tuvo lugar el pasado 28 de mayo en la calle Indalecio Prieto de Son Gotleu. Entonces, un grupo de jóvenes, armados con palos y otros objetos contundentes, se dirigió hacia varios jóvenes argelinos. El altercado se saldó con cuatro heridos. Al parecer el móvil fue el robo en el interior de un domicilio de la zona ocurrido el día anterior.

Dispositivo policial en el barrio

Al día siguiente, los agresores volvieron a las andadas. Medio centenar de personas, entre los que había menores, se concentró en la plaza Fra Joan Alzina de Son Gotleu. Algunos de ellos iban encapuchados y portaban palos. Su intención era arremeter contra estos jóvenes argelinos, a los que atribuían robos en la zona. La Policía Nacional intervino y evitó el enfrentamiento.

Un dispositivo policial especial se estableció en Son Gotleu para prevenir la violencia en el barrio. Los investigadores consiguieron averiguar la identidad de los implicados en los disturbios. Fruto de estas pesquisas se detuvieron a ocho personas. Entre estos se encontraban seis españoles, un senegalés y un marroquí. Uno de ellos fue detenido por lesiones, tres por desórdenes públicos y cuatro por atentado a agentes de la autoridad. Estos se enfrentaron a los policías el pasado 29 de mayo.