Un pastor denunció el pasado martes a la Policía Local de Palma que unos perros asilvestrados atacaron a su rebaño de ovejas. De acuerdo con su testimonio, los canes habrían acabado con la vida de varias decenas de sus ejemplares.

El denunciante puso en conocimiento de los agentes de la Policía Local que los perros que mataron a las ovejas de su rebaño podrían tratarse de rottweiler. No obstante aseguró desconocer su procedencia.

Los agentes de la Policía Local de Palma pusieron los hechos en conocimiento del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil. No obstante estos agentes del instituto armado no han llegado a actuar , al no tratarse de una infracción penal.

Finalmente, el Centro de Protección de Animales Domésticos (Cepad) de Naturaparc se hizo cargo de la matanza de ovejas.