Fraude

Tres detenidos por numerosas estafas con una plataforma de pagos mediante móvil

Los sospechosos engañaban a conocidos para acceder a sus datos y realizar transferencias sin su consentimiento

Policía Nacional en un coche patrulla

Policía Nacional en un coche patrulla / CNP - Archivo

Xavier Peris

Xavier Peris

Agentes de la Policía Nacional ha procedido a la desarticulación de un grupo criminal en Palma, procediendo a la detención de tres personas que se dedicaban a la comisión de estafas tanto a través de una plataforma de servicios de pagos móviles entre particulares, como a través de la realización de contratos de préstamos personales a través de una empresa prestamista.

La investigación se inició como consecuencia del gran número de denuncias que se interpusieron en un corto espacio de tiempo, sorprendiendo a los investigadores por la ingente actividad delictiva que venía desarrollando un grupo cuya actividad se centraba principalmente en el desarrollo de pequeñas pero múltiples y regulares estafas.

Como resultado de las pesquisas realizadas, los investigadores se encontraron con un entramado criminal conformado por un amplio número de personas, sometidas a un intrincado sistema jerárquico, en el que uno de los detenidos, ocupaba el lugar más preponderante.

Dicho entramado se encuentra establecido en Palma y se halla conformado por distintas personas, que se dedicaban a engañar a terceras personas de su entorno cercano, muchas de las cuales mantenían una relación de amistad con la cabecilla, para obtener sus respectivos terminales de telefonía móvil, con el fin de realizar transferencias no consentidas, en perjuicio de las titulares de dichos terminales o valiéndose de la confianza existente con las ulteriores victimas, conseguían provocar un engaño suficiente, para que les facilitaran sus datos personales y bancarios, al objeto de llevar a cabo la tramitación de contratos de préstamos personales a través de una empresa prestamista, quedándose ellos mismos el dinero solicitado.

Los cabecillas del grupo no dudaban en amenazar y coaccionar a las victimas una vez estas últimas les pedían algún tipo de explicación por lo ocurrido, e incluso no tenían reparo en emplear una violencia extrema, sobre las víctimas que se habían atrevido a denunciar los hechos llegándoles a agredir violentamente, causándoles lesiones graves.

En vista de los hechos investigados, el pasado viernes los agentes del grupo de Delincuencia Económica y Tecnológicos de la Policía Nacional procedieron a la detención de tres personas de origen español, dos hombres de 18 y 21 años y una mujer de 20 años, como presuntos autores de un delito de integración de grupo criminal y estafas, y dos de ellos por obstrucción a la justicia.

La investigación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones.