Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Policía investiga si fue irregular el vuelo de un dron del Govern en la Platja de Palma

La aeronave trata de controlar las aglomeraciones no autorizadas con motivo del botellón para movilizar a los efectivos con rapidez

La Policía Nacional investiga si hubo irregularidades al usar un dron del Govern para controlar el botellón en la Playa de Palma

El vuelo nocturno de un dron de la Dirección de Emergencias del Govern para sobrevolar el botellón en la Platja de Palma, en una zona muy concurrida de público, podría haber supuesto una irregularidad. La Policía Nacional ha abierto una investigación para tratar de determinar si el uso de la aeronave para ese menester fue correcto o si por el contrario habría incurrido en algún tipo de infracción.

Los expertos de la Policía Nacional en este tipo de aeronaves han abierto una investigación sobre la utilización de un dron para sobrevolar una zona repleta de gente en un vuelo nocturno. Las sospechas fundadas de que pudo existir una irregularidad han motivado la apertura de este informe policial.

Así, los investigadores tratan de determinar si se habían pedido las autorizaciones necesarias para la utilización de un dron en unas circunstancias muy especiales. En concreto, la aeronave se usó con escasa luminosidad y en un área con una gran concentración de público bajo sus pies.

Los técnicos de la Dirección de Emergencias del Govern eran los que se encontraban a los mandos de la aeronave. No obstante, estos expertos usan el dron habitualmente en tareas bien distintas, en zonas de incendios

Un uso muy distinto

Estos aparatos sobrevuelan la superficie quemada y permiten hacer una valoración de la extensión afectada. También rastrean la zona por si hubiera personas atrapadas. Durante su utilización, se evita escrupulosamente que coincida en el aire con el resto de las aeronaves de los servicios de extinción: aviones y helicópteros. De lo contrario podría dar lugar a un accidente aéreo.

Durante el botellón del pasado viernes en la Platja de Palma, el vuelo nocturno de la aeronave respondía a una motivación muy diferente a la habitual. El aparato buscaba desde el aire las «aglomeraciones de personas no autorizadas» y permitía «agilizar la movilización de recursos policiales», según se informó entonces.

Compartir el artículo

stats