Un hombre de 56 años se dedicaba a distribuir pornografía infantil a través de una conocida red social. El individuo contactaba a través de internet con adolescentes de menos de 16 años haciéndose pasar por menor. La Policía Nacional le ha detenido en Palma por un presunto delito de corrupción de menores.

La investigación policial desveló que un individuo, a través de un mismo usuario, distribuía pornografía infantil a través de internet. Las posteriores pesquisas sirvieron para determinar el domicilio del sospechoso. El pasado 26 de mayo, agentes del Grupo de Delitos Tecnológicos de la Policía Nacional realizaron el registro en su vivienda y detuvieron al sospechoso.

Las indagaciones demostraron no solo el intercambio de archivos con menores de edad. También contactaba con ellos para que le proporcionaran todo este tipo de material pedófilo. De hecho el gran volumen de información y de datos intervenidos todavía se está procesando.

El sospechoso adoptaba toda una serie de escrupulosas medidas de seguridad para evitar ser descubierto. Entre estas se encontraba el constante cambio de número de teléfono móvil, que utilizaba asociado a sus diferentes perfiles. También borraba de manera sistemática y continuada tanto el contenido pornográfico enviado como el recibido.

En concreto, este pederasta utilizaba la técnica denominada 'child grooming'. Así creaba distintos perfiles en una conocida red social en los que se hacía pasar por menor de edad. De esta manera mantenía un contacto más estrecho con otros adolescentes. Las pesquisas determinaron que había contactado con un millar de perfiles de menores.

La finalidad última de este procedimiento era embaucar a los menores para obtener imágenes sexuales de ellos. De hecho, el pedófilo les enviaba gran cantidad de pornografía infantil para incitarles a intercambiar los archivos.

La investigación policial continúa abierta. No se descarta que aparezcan más víctimas.